Ir al contenido


Gyvraine C. Sullivan

Miembro desde 28 mar 2009
Última actividad ene 17 2019 05:18
*****

#5064312 Aritmancia~ Marzo

Escrito por Gyvraine C. Sullivan el 13 marzo 2017 - 03:38

Apenas llegó y escuchó a su hermana su rostro cambió completamente, arrugó el entrecejo y apretó los labios, ¿cómo se atrevía esa gitana a decirle ignorante? ¿Cómo podía siquiera dudar de la pulcra educación que había recibido en su infancia ya fuera viajando con su madre por Europa o en casa de la familia Malfoy? Estuvo a punto de sacar su varita y apunta con ella a su hermana cuando escuchó más voces alrededor. Eso no se iba a quedar así.

 

- ¿Primo? – dijo distrayéndose por un momento de su furia - ¿Primo… nuestro? ¿Acaso a cada paso que damos nos encontramos con un pariente nuevo? – se quejó, asintiendo cortésmente para saludar a Felias, para luego dirigirse a quien Candela se había referido como Engendro. Gyvraine negó con la cabeza ante tanta falta de respeto por parte de su hermana, pero no alcanzó siquiera a reprenderla por nada, porque se escuchó un lejano susurro proveniente de lo que parecía el lugar de la profesora.

 

Con una última mirada fulminante dirigida a su hermana tomó asiento, en parte para demostrarle que a pesar de todo no se negaba jamás a aprender un poco más de la magia. Sus celestes ojos siguieron de lado a lado lo que estaba escrito en la pizarra sin encontrarle completo sentido, pues a pesar de saber el tipo de predicciones que hacían los muggles con los números, no entendía cómo es que con tan solo dígitos pudieran ver el futuro, sin largas secuencias o datos recopilados a lo largo del tiempo, como se hacía en las finanzas muggles.

 

- La verdad, creo que ver el futuro con número sería mucho mejor que hacerlo con una bola de cristal – intervino, Gyvraine ante las palabras del que ahora sabía era su primo -, los números son, por mucho, más objetivos que las tazas de té y todos los utensilios que usan los adivinos – continuó la Malfoy, tratando de que en su voz no se notara la poca credibilidad que le daba a todo lo que enseñaban en un aula de adivinación.

 

Miró la tabla con números y a pesar de que sus conocimientos en matemáticas no eran básicos, no lograba encontrar la conexión entre los nueve dígitos y las letras del alfabeto. Su mirada fue desde su lugar intermitentemente a Felias y a la profesora y prefirió esperar la respuesta de la mentora, de la que también reparó, no sabía su nombre.




#5062765 Aritmancia~ Marzo

Escrito por Gyvraine C. Sullivan el 06 marzo 2017 - 19:44

En la habitación de la Malfoy se podía escuchar una lenta melodía que parecía contar una historia trágica de amor, pues de cuando en cuando las percusiones hacían que el ritmo cambiara por unos segundos, mientras se oía de fondo el agua cayendo. Gyvraine había decidido dedicar todos esos días a consentirse y tomar largos baños, preocupándose a penas por el qué dirán o en cualquier pendiente que pudiera tener.

La bruja había mantenido los ojos cerrados durante todo el tiempo que había permanecido en la tina, y había puesto tan poca atención a la aparición de una solitaria piedra sobre su escritorio, varios metros lejos de la puerta de su baño privado que, sin darse plena cuenta, ya iba tarde a su clase. Con la misma parsimonia con la que había hecho todo se vistió con una vaporosa túnica gris perla y comenzó a pasear por su amplia habitación.

- Esto comienza a ser cansado - susurró Gyvraine con cara de aburrimiento, buscando con la mirada unas sandalias altas que estaba segura había dejado en algún lugar la noche anterior. A pesar de saber que el paquete que le había llegado por lechuza apenas un par de días antes auguraba que su hermana planeaba algo, la Malfoy no había siquiera tenido precauciones extras.

Solo un pequeño destello le hizo percatarse del traslador que parecía flotar sobre la superficie de caoba. Con ojos entreabiertos, Gyvraine se acercó, sospechando de su Candela y sus extrañas bromas, pero aun sin saber exactamente a dónde es que quería llevarla.

Extendió una mano para tocarlo, y justo cuando la yema de sus dedos tocaron la piedra sintió el típico jalón a la altura del abdomen, al momento de sentir también cómo es que con la otra mano se apoyaba en la superficie del paquete aun envuelto. En apenas un parpadeo la luz azulada la envolvió por completo y la dejó sin vista, no fue hasta que bajo sus pies volvieron a tocar piso firme que abrió los ojos completamente desconcertada.

- ¿Qué demonios? - comenzó a maldecir antes de encontrarse en medio de silloncillos en forma de números. Con su celeste mirada recorrió el lugar y, como lo supuso, se encontró con una figura familiar: Candela Triviani Por lo menos me hubieras dejado una nota de a dónde iba a ser la cita, ¿no? - le reclamó cuando llegó a ella en apenas dos zancadas y poniendo a un par de centímetros de su rostro la piedra con la que había llegado hasta ahí.

La Malfoy ni siquiera se había molestado en averiguar el lugar en el que estaba o quienes estaban presentes, solo tenía ojos para la andrajosa imagen de la Triviani. Fue hasta después de tan solo un par de segundos que se dio plena cuenta de la presencia de un par de chicos, que la dejaron congelada.

- ¿En serio? ¿De nuevo? - susurró con los dientes apretados a su hermana quedando a su lado y mirando con una forzada sonrisa a sus compañeros. Había bastado todo un minuto para que comprendiera que estaba de nuevo en Ateneo de los conocimientos, solo que aún no sabía en qué clase - Hola, Gyvraine Malfoy - se presentó lo más cordial que pudo, mirando apenas a los presentes sin dar señal de reconocer a nadie más que a la Triviani.


#5060121 Inscripciones estudiantes conocimientos hasta el 31 de Diciembre

Escrito por Gyvraine C. Sullivan el 26 febrero 2017 - 06:16

Hola.. hola... Vengo a pedir un conocimiento.. y no.. no me han amenazado.. no.. :unsure:

Nick: Gyvraine C. Sullivan
ID: 74211
Conocimiento: Aritmancia
Nivel de Magia: VII
Link a la Bóveda: http://www.harrylati...showtopic=78641
Link a la Ficha: http://www.harrylati...showtopic=78511


Saluditos :unsure:


#5023730 .: Castillo Triviani :. (MM B: 78361)

Escrito por Gyvraine C. Sullivan el 21 noviembre 2016 - 08:58

Gyvraine apenas abrió la boca para poder siquiera reclamar del contenido del caldero como prueba fehaciente de que Candela le había robado, cuando éste salió por la ventana con todo y el elfo que había estado ayudando a su hermana. sus celestes ojos se quedaron todo un segundo mirando el espacio por el que había salido aquella precaria poción y justo antes de girarse hacia la gitana ésta saltó por entre las cortinas, como siguiendo el mismo camino del Chuck.

 

- ¿Qué demonios? - susurró tratando de detener a su hermana, aunque era demasiado tarde, pues ésta ya caía hasta donde parecía se celebraba una fiesta de té - ¿Es en serio que  así vas a escapar? - dijo a la silueta de Candela que ya había llegado a tierra firme. La Malfoy jamás había entendido la psicología de la hija menor de Aland, pero no cabía duda que jamás se había quedado quieta.

 

Desde lo alto contempló la escena, tratando de identificar a quienes habían sido interrumpidos tan de sorpresa por la Triviani y logró ver una cabellera de un color inconfundible, así como una chica más y por un momento la idea de ver la cólera de Alyssa contra Candela se le antojó particularmente divertida. Los modales de su hermana jamás habían sido los mejores y, por supuesto, siempre era un espectáculo digno de ver el cómo su tía trataba de lidiar con ellos.

 

- Ya recuerdo qué extraño de este lugar - susurró para sí, apoyada en el marco de la ventana, al tiempo que hacía una floritura para que los restos de poción dejaran al elfo libre, así como sus heridas comenzaron a sanar - sus malditos chillidos no me van a dejar escuchar - se quejó con un dejo de aburrimiento, mientras hacía una floritura más y el Chuck desaparecía del jardín.

 

Agudizó el oído y apenas unos cuántos fragmentos de la conversación llegaron hasta ella, ni el haber desaparecido al elfo había ayudado en nada, no había más remedio que acercarse más. Sabía que la palabra baúl había salido de entre los labios de Candela, y algo en su interior le recordaba a gritos que su hermana no buscaba cosas viejas solo por qué sí y, muchos menos, después de haber saqueado la alacena de ingredientes.

 

- Creo que tendré que saludar a la familia - se dijo con nula emoción en la voz, ya que desde hacía días prefería no toparse con nadie que hubiera formado parte de su vida, pues sabía que se darían cuenta de la laguna mental de la que pretendía sufrir. Echó un último vistazo a la alcoba de su hermana en busca de alguna pista del robo de sus ingredientes, pero estaba consciente que no encontraría nada, todo había sido perfectamente limpiado y, sin más, salió de nuevo al pasillo.

 

Mientras avanzaba paso a paso por el pasillo trataba de recordar cuántas veces había estado en el castillo después de su graduación de la academia y se dio plena cuenta que el lugar que había sido su refugio en su niñez, apenas si era relevante en su vida posterior. Avanzando como por inercia había llegado hasta la planta baja, pero justo antes de girar hacia el jardín donde había caído su hermana, escuchó que alguien en el hall pronunciaba su nombre.

 

Gyvraine se detuvo en seco y frunció el ceño ligeramente, pues no había reconocido aquella voz y volviendo sobre sus pasos fue con cautela hacia donde, al parecer, continuaba una amena plática de un sirviente con alguien a quien la bruja no lograba reconocer. La Malfoy se quedó oculta tras una columna, intrigada aun por la extraña curiosidad de aquel visitante, al que aun no sabía qué tan de confiar era.

 

- ¡Chuck! - dijo Gyvraine saliendo de su escondite y fulminando al elfo con la mirada ante su indiscreción frente a un completo extraño  - ¿Se puede saber quién demonios te permitió revelar información familiar? - elevó una ceja expectante a la respuesta del elfo y, sin esperar más de un par de segundos, se dirigió al visitante - ¿Y usted es? - preguntó dejando los formalismos de un saludo de lado, pues después de que había estado interrogando al Chuck sobre su lugar en la familia Triviani, la Malfoy no creía que el hombre merecía consideración alguna. 

 

 




#4992909 ..::Castillo Black::.. (MM B: 97834)

Escrito por Gyvraine C. Sullivan el 26 agosto 2016 - 08:20

De un momento a otro se vio arrastrada hacia la biblioteca, yendo paso a paso más rápido, corriendo por los pasillos como un par de niños jugando a ver quién podía llegar antes. Era curioso, a pesar de que Gyvraine había pasado su infancia lejos de los Black se sentía particularmente cómoda, como si fueran amigos de toda la vida, casi familia.

 

- Muy bien, en serio me haces dudar que seas tú - susurró sorprendida ante el trato de Orion a los elfos. Tal vez en nombre era el mismo pero por lo que se trataba de su apariencia y su forma de comportarse había cambiado completamente - sino fuera porque conoces este castillo y sabes tu antigua alcoba te estaría apuntando con la varita para que me dijeras quién eres - le dijo, siguiéndolo de nuevo escaleras abajo hacia la biblioteca.

 

La Malfoy no comprendía por qué la insistencia de hacer todo el recorrido hasta la planta baja, ella necesitaba una respuesta y la necesitaba lo más pronto posible, pues si sus cálculos era correctos el tiempo se le acababa. Apenas llegaron a la sencilla biblioteca, Gyvraine no pudo evitar compararla con la de la mansión de su familia, estaba en su sangre el competir con los Black.

 

- No necesito que me cuente cómo ha sido mi vida, necesito que me diga cómo no olvidar lo que soy - se sobresaltó, pues había tenido la mirada en las llamas, pero aun no comprendía en qué le iba a ayudar a conservar sus recuerdos -. Esto va a desaparecer ante mis ojos, ¿no lo entiendes? - se había puesto de pie justo frente a él y levantando la manga de su túnica le mostró su aun visible Marca Tenebrosa - Quiero mi vida en mis recuerdos, sin importar la percepción que tenga ahora del bando y sé que puedes ayudarme.

 

Clavó su celeste mirada en la de Orion, tratando de transmitirle la desesperación que le inundaba, pues de no conseguir mantener sus recuerdos donde estaban olvidaría todo lo importante y no quería experimentar siquiera cómo sería su vida sin saber exactamente por qué estuvo en tal o cual lugar. Antes de que ninguno de los dos pudiera decir algo escuchó una profunda voz, dirigiéndose a Orion. al final los elfos si había llamado a Glenin.

 

Gyvraine separó apenas los labios en busca de una respuesta para Glenin, pero se vio embargada por una laguna en la que no podía mover siquiera un músculo y mucho menos hilar un par de ideas. Miró de reojo a Orion esperando a que éste dijera algo, pero parecía tan paralizado como ella; en realidad, la bruja, había mandado a llamar al Dios Negro para obligar al peliazul a mostrar su verdadera identidad, nunca había creído que volvería a verlo después del romance que el Black tuvo con su madre Absinthe.

 

Así como la oscuridad pareció inundar toda la biblioteca ésta se disipó al momento en que Glenin desapareció del lugar, como llamado por alguna otra cosa en algún otra parte del castillo, que parecía especialmente movido. Un par de explosiones y gritos, sacaron a Gyvraine de su aletargo, algo en verdad estaba perturbando la paz del castillo.

 

- ¿Qué demonios le pasa a tu familia, Black? - preguntó mirando con desconcierto y dejo de mofa al mago, ninguno de los dos se había movido de su lugar, pero todo fuera de la biblioteca parecía estar fuera de sí -. ¿Los muertos surgen de sus tumbas o qué? - bromeó, al momento que se encaminaba hacia el vestíbulo dispuesta a ver a qué se debía tanto ajetreo. 

 

Apenas había dado un par de zancadas hacia donde se escuchaba todo el alboroto cuando una intensa luz venida de ninguna parte más que su propia mente le dejó sin vista y como si de una cinta cinematográfica se tratara comenzó a ver fragmentos de su vida como mortífaga: batallas, risas, rayos verdes que atravesaban distancias hasta encontrarse con otros magos, bosques, pasillos de lo que parecía una academia. Cuando aquella ráfaga de imágenes cesó se vio a sí misma sujetándose de una columna para poder mantener el equilibrio, aquello era la primer señal.

 

- ¿Orion? - escuchó una voz que se le antojó particularmente familiar, como venida de un pasado tan lejano que dudaría siquiera que hubiera existido. El caos estallando en los terrenos de la Black, los pasos de Orion tras ella y la imagen de personas venidas del más allá hicieron que una nueva ola de imágenes atacaran su mente robándole el equilibrio un segundo. 

 

- No tengo mucho tiempo, Orion, lo sabes - susurró Gyvraine antes de avanzar a grandes zancadas hacia las afueras de los terrenos de aquella familia, sabiendo que de querer ayudarla él la buscaría en la mansión Malfoy, después de arreglar sus propios líos familiares, claro estaba.




#4985402 ..::Castillo Black::.. (MM B: 97834)

Escrito por Gyvraine C. Sullivan el 02 agosto 2016 - 07:57

El pueblo parecía completamente desierto a los ojos de la Malfoy, pues tenía apenas un par de días de haber vuelto a vagar por las calles y ya encontraba todo particularmente aburrido. Solo el peso de los recuerdos de su infancia la tenían extrañamente anclada a Ottery, que por más que la joven quisiera ocultarlo, era el mismo lugar donde había crecido.

 

Bastó terminar frente al Castillo Black en una de sus infinitas caminatas para que una escena en especial extraña llamara lo suficiente su atención como para detenerse. Gyvraine estaba acostumbrada a ver a los dueños de aquella propiedad caminando erguidos por toda su altura y caminar con característico aire de superioridad por los terrenos de su milenaria familia, pero el hombre que con preocupante dificultad atravesaba el umbral de la puerta principal estaba fuera de aquello que podría decirse normal para una familia Sangre Pura.

 

- ¿Qué demonios? - susurró la castaña arrugando ligeramente el entrecejo al darse cuenta que ningún hechizo se había activado al poner aquel extraño un pie dentro del castillo, por el contrario parecía darle la bienvenida. Algo andaba mal - ¿De cuando acá los Black reciben mendigos? - se dijo a sí misma, cambiando el destino de su paseo, la visita a la mansión Malfoy podía esperar un poco más.

 

Solo el hacer el recorrido desde la calle hasta la puerta principal se le antojó agotador, cayendo en cuenta que jamás había hecho tal recorrido, no como un visitante cualquiera, pero tenía que cerciorarse por sí misma que los hechizos hechos por los patriarcas estaban funcionando correctamente, al grado de dejar entrar a un extraño hacía pocos minutos antes. Las propiedades tan antiguas como aquella guardaban mucho más secretos de los que, incluso sus ocupantes, sabían, por lo que Gyvraine no escatimó en precauciones y se mantenía cien por ciento alerta, con varita en mano.

 

Con especial cuidado llamó dos veces a la puerta, tal y como había visto a aquel hombre hacerlo y para su sorpresa éstas se abrieron con desesperante lentitud, pero con una variante, la puerta de doble hoja era atendida por un elfo, seguramente de la familia. Por un segundo la Malfoy se quedó sin habla, mirando a la criatura, como si fuera la primera vez que veía a uno de su especia a cargo de la puerta.

 

- ¿Qué se le ofrece? - preguntó el elfo con irritación al ver que la mujer había enmudecido -, ¿Busca a alguien en particular, señorita? - añadió aquello con un dejo de desprecio, como si oliera la sangre Malfoy que corría por las venas de Gyvraine, delatándola como miembro de la familia rival.

 

- Yo... - comenzó Gyvraine, dándose plena cuenta que no sabía exactamente qué diría una vez que llegara a la puerta, como si el ver a un andrajoso hombre atravesar los terrenos fueran suficiente excusa - Yo necesito ver a uno de tus amos - inventó, barriendo el lugar con su celeste mirada, en busca del hombre que la tenía en aquel aprieto. Justo antes de convencerse que aquello era una locura y dar media vuelta, lo vio a través de un reflejo, la figura del extraño recorría el hall, casi como si fuera su hogar ¡Qué atrevimiento! - ¡A Glenin! - dijo de pronto la bruja, esquivando al elfo y entrando al castillo - Necesito ver a Glenin Black, ¡anda y tráelo! - mintió, apurando al elfo a desaparecer y sin estar completamente segura a dónde es que la llevaría aquella cadena de mentiras.

 

Con especial cautela avanzó paso a paso siguiendo de cerca los movimientos del extraño, dejado completamente de lado el hecho de que en verdad Glenin Black podía aparecer y exigiría saber cual era el asunto que la llevaba hasta su castillo, siendo que el Black tenía relación era con Absinthe, más no con su hija. Pero ¿qué podía hacer? aquel día la curiosidad había ganado la batalla.

 

- No me digas, ¿eres un Black perdido? - dijo Gyvraine con los ojos fijos en el hombre de cabello de extraño color rojo, al atraparlo contemplando el árbol familiar. Al recorrerlo con la mirada de pies a cabeza, fue consciente de porqué aquel hombre desencajaba por completo con el lugar - ¿O es que eres amigo de la familia? - preguntó, con media sonrisa, una sonrisa en la que sus ojos no participaron, pero con toda la intensión de suavizar las cosas pues, después de todo, era la menos indicada de confrontar a alguien en aquel lugar.




#4984240 .: Castillo Triviani :. (MM B: 78361)

Escrito por Gyvraine C. Sullivan el 29 julio 2016 - 08:19

En medio de la oscura calle de Ottery una encapuchada sombra apareció apenas iluminada por la momentánea luz de la luna, que desapareció en el instante que las nubes volvieron a dejar al pueblo sumido en penumbras. La figura avanzaba con paso lento a lo largo del camino, disfrutando de la brisa húmeda que traía aún el olor a tierra mojada, después de todo eran esos pocos momentos en los que podía rememorar su infancia.

- El tiempo no pasa en vano... - susurro Gyvraine, mientras contemplaba la imagen del castillo Triviani recortada en el cielo lleno de nubes. Sabía que debía volver antes que a ningún lugar a la mansión de su familia sanguínea, pero durante semanas un intenso pensamiento la había guiado hasta ese lugar, como si un presentimiento la llevará paso a paso hasta ese momento.

La bruja soltó un suspiro al momento de pasar los dedos por encima de su antebrazo izquierdo esperando sentir aquel picor que le indicaba que su marca estaba con vida, pero para su desgracia sólo pudo sentir el frío aire revolver su cabello. Negó lentamente con la cabeza y obligándose a sí misma a no pensar más, avanzó paso a paso hasta adentrarse en los terrenos de la que un día fue la más próspera familia.

- Aquí el tiempo si pareció detenerse - dijo la Malfoy en el instante que se dio plena cuenta que estaba de pie en medio de la estancia, contemplando el interior del castillo en el que había - ¡Chuck! Encárgate de esto - vociferó de pronto, al tiempo que dejaba caer el equipaje que había estado llevando a lo largo de su interminable viaje - Dime, ¿quién está en casa? - añadió al tiempo que notó como es que su maleta no había hecho estruendo alguno al chocar contra el suelo, pues seguramente algún elfo lo había interceptado.

Gyvraine descubrió su rostro y dejó caer en cascada su largo cabello castaño, así como dejó que sus celestes ojos recorrieran el lugar a plenitud, era verdad,nada había cambiado. Avanzó apenas un paso y recordó que no sabía si su habitación aún le pertenecía, hacia tanto que no pisaba ese lugar que todo lo parecía extrañamente familiar, como haber recorrido el lugar en un sueño.

- Los amos han ido y venido, pero por ahora sólo unos pocos viven en el castillo - contestó el sirviente, atento a cada movimiento de la bruja - dejaré su equipaje en su habitación - continuó el elfo y justo antes de desaparecer añadió - El ama Candela también ha regresado - dejando en una pieza a Gyvraine con aquella declaración, tal vez por eso estaba ella misma de vuelta a una vida que quería enterrar.


#4886167 Gran Salón

Escrito por Gyvraine C. Sullivan el 24 diciembre 2015 - 06:03

@

 

Quién eres y cómo sabes mi Bagynombre? o.ó Identificate!! xD solo un viejo sabe que soy Bagy... es decir, muuy pocos u_ú Y claro que no me habías visto, porque andaba de vacaciones u.u necesitaba invertir tiempo en el mundo muggle, entre el titulo, el trabajo y demás no podía con el foro y me fui un tiempo... pero es Navidad, he terminado con todo y he decido volver a casa :3

 

Ahora dime quién eres ¬¬ xD




#4884104 ~ Mansión de la Familia Malfoy ~ (MM B: 100774)

Escrito por Gyvraine C. Sullivan el 22 diciembre 2015 - 08:14

El brillo de la luna se reflejó en los zafiros de una figura encapuchada que se quedó de pie frente al angosto sendero rodeado de matorrales, era como si avanzar hasta la verja de acero forjado le costara todas las fuerzas con las que contaba. El volver a la Mansión Malfoy representaba mucho más que solo estar en casa, que regresar al lugar donde prácticamente había crecido y aprendido todo lo que ella era; la mujer sabía que era casi como usar un giratiempo y vivir en el pasado.

 

Inhaló y exhaló un par de veces antes de reunir el valor suficiente para llegar hasta la puerta y encontrarse con el horrendo rostro que se formaba para preguntar el motivo de su visita, un rostro que desde pequeña le provocaba querer dar un paso atrás. Aquel ente ni siquiera alcanzó a formular su pregunta, pues como si reconociera la sangre que corría por las venas de la encapuchada, le dio libre acceso.

 

- Nada cambia por aquí - se dijo para sí, con media sonrisa y, con pasos mucho más decididos, recorrió el camino de grava blanca que la separaba de la Mansión, casi podía percibir el aroma de las flores de La Rosaleda mientras avanzaba hasta la puerta doble de roble. Todo aquello, a pesar de ser tan de noche, le despertaba la mente, mientras hacía una silenciosa lista de pros y contras de estar de nuevo en casa.

 

Apenas puso un pie en el Hall, su capucha resbaló hasta sus hombros dejando ver el pálido rostro de Gyvraine, que se quedó como de piedra, recorriendo todo el lugar con su celeste mirada; deteniéndose de cuando en cuando en algún retrato, en el que se apreciaba parecido con varios miembros de la familia, o reconocimientos que la familia había obtenido. "Nos hace falta un premio a la familia que ha matado más personas desde siempre" pensó con un dejo de amargura y avanzó de nuevo, no hacía las escaleras que la llevarían hasta su habitación, no, aun no estaba lista para tanto; en su lugar fue directo al Salón.

 

- ¿Será que todos han decidido irse? - susurró ante tanta calma, algo poco usual tomando en cuanta la cantidad de gente que vivía en esa mansión - Tal vez la cordura ha llegado a la familia - continuó diciendo para sí mientras se adentraba en el Salón e iba directo a una mesita donde los rayos plateados de la luna iluminaban varias botellas. "Vodka, me trae buenos recuerdos y es lo que necesito" pensó eligiendo una de las licoreras y sirviendo un vaso, tratando de que aquel sabor le trajera de vuelta las frías noches que había pasado en Rusia.

 

Soltó un suspiro más y se dejó caer sobre uno de los sillones, para luego hacer un movimiento de varita que hizo encender una tenue luz en la lampara de araña que colgaban del techo. Había vuelto a Londres así como se había ido, sin llevar nada de equipaje y con una elegante túnica gris perla, después de todo no necesitaba nada más.

 

Subió los pies al sillón de tres plazas sobre el que se había sentado y quedó recostada en él, dejando caer en cascada su largo cabello castaño, del cual la luz de las velas sacaba destellos dorados. Dio un sorbo a su bebida y por un momento sonrió, al ver el aniño en su mano derecha, el mismo anillo que su madre le había regalado. "Si mamá me viera, seguro me reprendería por semejante desfachatez" pensó al tiempo que se acomodaba aun más en su improvisado lecho. Esperaría ahí el amanecer.




#4805205 El Caldero Chorreante

Escrito por Gyvraine C. Sullivan el 05 abril 2015 - 08:21

Los minutos que pasaba ahí, rodeada de los comensales del Caldero se le antojaban eternos, cada uno más largo que el anterior, y su mente no hacía más que torturarla. Su fuente le había contado que él no era más un mortífago, algo tolerable, pero en el momento en que mencionó que el Ryddleturn estaba presente en una fiesta ofrecida por traidores a la sangre, no hubo nada más en la mente de Gyvraine que mirar a los ojos a su amigo y pedirle una explicación.

 

Quiso levantarse y caminar de un lado a otro, como haría en la privacidad de la mansión Malfoy, pero no, estaba en un rincón alejado del Caldero Chorreante, porque si su fuente tenía razón – y siempre la tenía – uno de sus más queridos amigos se convertía en visitante non grato para su familia. Soltó un suspiro más tratando de aliviar con eso su frustración y vació el vaso de whiskey en un trago.

 

Levantó la mirada e hizo una señal al camarero para que le trajera uno más, y justo cuando estaba a punto de sumergiré de nuevo en la maraña de pensamientos, recuerdos e imágenes en su mente, lo vio, en el umbral de la puerta, idéntico a cómo lo recordaba. Sitió como cada músculo e su rostro se tensó, mientras lo seguía con la mirada con cada paso que lo acercaba.

 

El whiskey y las palabras de Cillian llegaron justo al mismo tiempo, pero no fue hasta que el empleado se alejó, que Gyvraine lo miró directo a los ojos. En realidad no sabía qué tanto recordaba de la marca, no sabía qué habían dejado en su mente o si es que lo recordaba todo y aun así, podía gritarle.

 

- Yo busco a mi amigo Cillian, dime acaso si tú lo eres – dijo lentamente, terminando con una sonrisa en la que sus ojos no participaron – si es que es así, toma asiento – añadió, ensanchando su sonrisa pero con un dejo de peligro en ella, pues comenzaba a sentir las palabras componiendo frases que seguramente saldrían demasiado alto de su garganta.

 

Tenía que actuar con cuidado, después de todo podría poner en peligro el secreto de su bando si cometía una indiscreción con alguien a quien le habían borrado parte de su memoria, pero tener la verdad ahí, delate de ella, mirándola, no hacía más que hacer arder sus entrañas. Tomó un largo trago a su bebida sintiendo como el fuego traía consuelo desde su garganta y de nuevo lo miró.

 

- ¿Quiero saber qué pasó? – fue lo único que se le vino a la mente - ¿Qué tanto es cierto? – una pregunta más – Quiero todo desde el principio – sus palabras salían con rapidez de entre sus labios y sabía que tenía que esperar, porque aquellas última sílabas habían sido un poco más altas de lo que había planeado, aun le quedaba esperanza de que todo fuera una falsa alarma y sus zafiros casi le suplicaban a Cillian que le dijera que el rumor era mentira.




#4776858 Dulces Tentaciones (MM B: 104505)

Escrito por Gyvraine C. Sullivan el 20 enero 2015 - 08:26

Los celestes ojos de Gyvraine recorrían lentamente las líneas de El Profeta, que anunciaba todos los nuevos cambios hechos en el ministerio, mientras sus pasos la llevaban a través del empedrado callejón Diagón. A pesar de poner muy poca atención en su camino, sabía perfectamente qué ocurría a su alrededor, cada persona frente a ella, incluso dentro de los locales cercano, por lo que atender el periódico al caminar le resultaba especialmente fácil.

 

- Todo un lío - se quejó, leyendo ya muy por encima el pergamino y pasando por alto mucha de la información, después de todo ya tendría tiempo de entender todo aquel nuevo mundo -, parece que entre más complicado, mejor - se dijo a sí misma, doblando por la mitad el diario y haciéndolo desaparecer entre sus manos.

 

Bastó levantar la mirada para darse plena cuenta que estaba a tan solo unos metros del lugar designado para ese mes y que le había llamado la atención desde el momento en que había leído el nombre del negocio: "Dulce Tentación". Mezclándose entre la multitud que iba y venía a lo largo del callejón, logró llegar hasta las puertas del local, siendo ella misma testigo del problema por el que ellos estaban ahí.

 

Sus zafiros recorrieron el lugar fijándose en cada detalle al momento de poner un pie dentro, al tiempo que sus demás sentidos se empapaban de todo sonido u olor que flotara en el lugar. El dulce de inmediato invadió sus sentidos y, sin poder evitarlo, inhaló profundamente, llenando por completo sus pulmones de aquel delicioso aroma que inundaba el lugar.

 

- Delicioso - susurró, justo un segundo antes de percatarse de la presencia de un par de magos en la puerta -. Al parecer ya comenzaron a caer en la dulce tentación que envuelve el lugar - les dijo la Malfoy a Damian y Allen, con media sonrisa en los labios - ¿Cómo están chicos? ¿Recomiendan la repostería del lugar? - preguntó a modo de saludo, desviando la atención de sus compañeros y buscando con la mirada a la dueña del lugar. 

 

Su varita de arce se mantenía oculta entre su larga túnica blanca, pues a pesar de que aquel embriagante aroma y exquisita vista invitaba a los comensales a entrar, casi de forma tan hipnótica como un niño entraría a una casita de chocolate en medio del bosque, había algo que le decía a la mortífaga que se escondía un peligro casi tan tenebroso como los come-niños, dueños de esas peculiares casas. Una sensación que seguramente mantenía tan desolado el local.

 

- ¿Hola? - preguntó acercándose al mostrador, al tiempo que miraba hacia donde estaban sus compañeros y les hacía una señal para que se acercaran hasta donde ella estaba, tal vez si todo aquel mal presentimiento era tan solo producto de su imaginación, podrían disfrutar de todos los manjares que ofrecía el negocio, después de todo un poco de dulce en la vida no hacía daño a nadie - ¿Vieron a la duela, chicos? - preguntó aun con la atención en Allen y Damian.




#4769289 Castillo Atkins (MM B: 101825)

Escrito por Gyvraine C. Sullivan el 08 enero 2015 - 07:18

Un escozor en le antebrazo izquierdo le hizo abrir repentinamente los ojos, recordándole que se encontraba de nuevo en Ottery y no en una lejana playa, disfrutando del sol del sur. Chasqueó la lengua y por un segundo pensó en pasar por alto el llamado, hasta que se dio plena cuénta, con tan solo concentrarse, de quién era el que la había llamado.

 

- Muy bien, me convenciste - susurró, cómo si al hablar con el tatuaje hecho a fuego en su blanca piel su compañero fuera a escucharla. Tomándose los minutos, se puso de pie y haciendo una floritura cambio su vestuario, a una túnica oscura y una máscara que ocultó su identidad -  A ver si recuerdo cómo es esto - dijo antes de desaparecer.

 

Al abrir de nuevo los ojos se encontró con un conocido castillo de Ottery, y sin detenerse a contemplar la vista avanzó a grandes zancadas hasta donde se encontraban sus compañeros, situándose a más de ocho metros de sus adversarios, con la varita lista.




#4760651 ~ Mansión de la Familia Malfoy ~ (MM B: 100774)

Escrito por Gyvraine C. Sullivan el 24 diciembre 2014 - 09:32

Soltó un suspiro al ver desde el camino de grava blanca, a la Mansión Malfoy, el hogar de su familia y lugar que no había tenido tiempo de admirar cubierto de nieve como lo estaba ahora. Los últimos días, las últimas semanas, incluso el último mes apenas se había detenido a dormir en su habitación, apareciéndose en ella y desapareciendo sin dejar rastro, sin siquiera bajar a comer, como si de nuevo estuviera en un viaje por el mundo. 

 

- Hogar dulce hogar - susurró para sí, envuelta en un largo abrigo negro de cuello alto y con unas botas altas de piel de dragón, que se hundían en el terreno -, nada cambia por aquí - continuó avanzando hasta la puerta, recordando el primer día que había puesto un pie en aquel lugar y cómo aquel camino le había parecido eterno. Aquello era lo más triste, su vida se había convertido en un mar de recuerdos solamente, que la atormentaban de cuando en cuando, acompañándole en una inmortalidad de la que dudaba disfrutar.

 

Aun sumergida en el pasado atravesó el umbral de la puerta principal y solo el olor a pino que inundaba todo el lugar la sacó de su ensimismamiento. Gyvraine parpadeó un par de veces sin comprender del todo, preguntándose por un loco segundo si es que había entrado a un lugar diferente pero entonces, la puerta entreabierta del Salón le mostró una imagen parcial de lo que parecía un enorme árbol de navidad. 

 

- Espíritu navideño, característico de los Malfoy -  susurró, justo un segundo antes de que hasta ella volara un trozo de pergamino, y solo al leerlo, comprendió por qué veía tan vacío el árbol - "un recuerdo especial" - dijo en voz alta aun con los zafiros clavados en las líneas de aquella nota - un recuerdo especial... - repitió antes de sacar su varita y dirigir su celeste mirada a cada rama buscando en su mente.

 

Con media sonrisa en los labios hizo una elaborada floritura que hizo aparecer una docena de esferas plateadas que a simple vista parecían solo eso, esferas con un raro decorado escamoso plata, pero en realidad eran serpientes enroscadas con ojos hechos de cristales azules que resplandecían con la iluminación. Con otro movimiento las esferas tomaron su lugar en el árbol y Gyvraine no pudo evitar sonreír satisfecha, al tiempo que extendía una mano para mirar mejor el anillo que descansaba en su dedo anular: su anillo de graduación.

 

No sabía quién exactamente había mandado aquellos mensajes, o quién se había encargado de poner aquel árbol temático, pero admirarlo, mirar a su alrededor y que cada rincón de aquel lugar le despertara un recuerdo, le resultó embriagante. Sin detenerse a pensarlo siquiera, la mortífaga fue hasta uno de los sofás y se sentó, simplemente a escuchar los sonidos propios de la Mansión, olvidando por completo el encerrarse en su habitación.




#4760648 Kattobingu Museum (MM B: 104743)

Escrito por Gyvraine C. Sullivan el 24 diciembre 2014 - 08:04

Sus sentidos se agudizaron justo en el momento en que comenzaron a escucharse pesados pasos, golpes, el sonido de pies arrastrándose y un penetrante olor a putrefacción. Gyvraine frunció el ceño y miró a Leah, incapaz de poder disimular su sorpresa ante las palabras de su compañera: zombies.

 

- ¿Hay... esas cosas en nuestro mundo? - susurró, con un hilo de voz y dando un paso hacia atrás, al tiempo que su mente trabajaba a mil por hora, tratando de recordar las lecciones que su tío le había dado sobre esa clase de criaturas, unas lecciones que pensó jamás ocuparía, pues a pesar de tratarse de magia oscura el revivir a los muertos jamás había sido de su interés. 

 

Levantó su varita de nuevo preparada para atacar justo en el momento en que escuchó nuevamente los gritos de Damian, o eso esperaba creer la Malfoy. Miró a todas partes buscando algún punto de referencia que le dijera que aquellas espantosas criaturas estaba demasiado cerca, pero nada, salvo el putrefacto olor, le pudieron decir qué tanto tiempo tenían para escapar.

 

- ¿Diferencia entre Inferi y zombie? - preguntó a nadie en particular, apuntando hacía el sonido que cada vez se acercaba más - ¿Y alguien sabe dónde diantres está el cuarto de los guerreros? - su voz poco a poco sonaba cada vez más nerviosa, ansiosa por lanzar un hechizo, pero ¿cómo mataba a algo que ya no tiene vida? - Hay que buscar otra salida, están demasiado cerca - les dijo a sus compañeros, aun incapaz de saber cómo detenerlos. 

 

Avanzó un par de pasos más hacia atrás y justo ahí encontró un largo pasillo, también sumido en la completa oscuridad, pero del que el silencio les garantizaba estar libre de las cosas que los perseguían. Sabía que el salir de aquel lugar les internaba mucho más en el museo, pero era su única forma viable de seguir con vida y sacar a Damian también.

 

- ¡Aquí hay una salida! - gritó a sus compañeros para que la siguieran y de inmediato volvió a levantar su varita hacia los zobies - Fortificum - susurró para que una pared hecha de madera apareciera justo delante de ellos, lo suficientemente larga y ancha como para protegerlos - ¡Dense prisa! Incendio - dijo y solo vio un rayo en forma de llamas salir de su varita y chocar contra la madera que había hecho aparecer segundos antes, para hacerla arder -. Esperemos que el fuego también los mantenga ocupados.

 

Escuchando los pasos de sus compañeros, se guió hasta donde ellos estaban, lejos de lo que parecía tan solo unos pocos del total de zombies y sorpresas en aquel lugar, tenían que encontrar rápido a Damian si es que querían salir de ese lugar con algo materia gris en sus cráneos.




#4758721 Kattobingu Museum (MM B: 104743)

Escrito por Gyvraine C. Sullivan el 18 diciembre 2014 - 08:16

La situación era de lo más confusa para Gyvraine, que aun trataba mantener alejadas de su mente las imágenes que luchaban por distraerle de su objetivo en aquel lugar. No pudo más que agitar la cabeza de un lado a otro para poner todos sus sentidos alerta, pues Elaena tenía razón en algo: no podían descartar la presencia de un Dementor o cualquier otra criatura.

 

- ¿Debemos preocuparnos si el propio dueño y creador de este lugar está perdido? - preguntó con media sonrisa, después de haber escuchado el pedido de auxilio de quién había solicitado sus servicios de guardianes - Creo que la posibilidad de separarnos y revisar el lugar no está en la lista - comenzó la Malfoy -, teniendo en cuenta la iluminación y que lo menos peligroso sea un tigre, no podemos arriesgarnos a no encontrarnos entre nosotros. Además de que todas las historias de terror comienzan con la separación de los protagonistas - bromeó.

 

Su varita giraba entre sus dedos con la punta iluminada para poder tener un panorama mucho mayor que el que le proporcionaban sus habilidades inmortales, pero al mismo tiempo, gracias a ese movimiento hacía agrandar y reducir las sombras que cada segundo parecían más macabras y más oscuras. El silencio que de nuevo se apoderó del lugar pareció presionar lentamente, casi dificultando la respiración y dando la sensación de que alguien los vigilaba.

 

- ¿Por dónde sugieren comenzar? Buscamos al dueño, ¿cierto? - preguntó a nadie en especial como para cortar el silencio - Ya que iremos todos juntos debemos estar todos de acuerdo de lo que haremos, ¿no? - sin esperar una respuesta giró ciento ochenta grados, justo de donde parecía haber llegado la voz de Damian - ¡Damian trata de guiarnos con tu voz así será más fácil encontrarte! - gritó la mortífaga, esperando que el dueño del local aun pudiera escucharlo.







Alternar visibilidad del Shoutbox Tag Abrir el Shoutbox en una ventana emergente

@  Eobard Thawne : (01 abril 2020 - 06:37 ) .
@  Aaron Black... : (01 abril 2020 - 05:51 ) @Caroline Ryddleturn uhhhh hace muchísimo tiempo jajajaja pero bueno , fue buena en su tiempo . Hoy está de cumple (?) Jaaja
@  Caroline Ryd... : (01 abril 2020 - 05:47 ) @Aaron Black Lestrange es el Alzheimer (? En verdad que no me acuerdo e.e cuándo fue?
@  Aaron Black... : (01 abril 2020 - 05:44 ) @Caroline Ryddleturn Directo al cocoro! -.- fue un rol que tuvimos :huh: .I.! jajaja
@  Caroline Ryd... : (01 abril 2020 - 05:38 ) @Aaron Black Lestrange no entendí, la talla es más antigua que yo (?
@  Aaron Black... : (01 abril 2020 - 05:33 ) @Caroline Ryddleturn viviendo en Ottery St. Cachapoal (?) ah ya jajajajaa talla antigua (?)
@  Caroline Ryd... : (01 abril 2020 - 05:32 ) @Aaron Black Lestrange te parecí a Guru Guru (?
@  Aaron Black... : (01 abril 2020 - 05:27 ) @Caroline Ryddleturn qué (inserte meme qué qué (?)) jajajajaja
@  Caroline Ryd... : (01 abril 2020 - 05:23 ) @Aaron Black Lestrange JAJAJAJAJAJA KHÉ xDDDD
@  Aaron Black... : (01 abril 2020 - 05:18 ) @Caroline Ryddleturn jjajajajajajJAJAJAJAJAJAJA maullando como mandragora suelta JAJAJA OKYAFIN
@  Caroline Ryd... : (01 abril 2020 - 05:16 ) @Aaron Black Lestrange así tal cual u_u y tirar en loh tesho (? Ok no
@  Aaron Black... : (01 abril 2020 - 05:08 ) @Caroline Ryddleturn Quiero ser un gato :( y no tener responsabilidades (?)
@  Caroline Ryd... : (01 abril 2020 - 05:02 ) @Aaron Black Lestrange es que así hay que enseñarlos u_u Apolo ya se acostumbró a trepar. Igual los gatos son harto más flojos xD
@  Aaron Black... : (01 abril 2020 - 04:59 ) @Caroline Ryddleturn jjajajajaja que loco! Acá si la gata sube, la gata baja... las primeras veces lloraba y la bajaba, después la dejé y eso que aún es chiquita
@  Caroline Ryd... : (01 abril 2020 - 04:55 ) @Aaron Black Lestrange yo poh, la más alta xD mi sobrino con sus casi 2 metros tuvo que usar una escalera de 3 metros para bajarlo un día e.e
@  Caroline Ryd... : (01 abril 2020 - 04:54 ) @Finnick Odair para ti o mí (?
@  Aaron Black... : (01 abril 2020 - 04:52 ) @Caroline Ryddleturn JAJAJAJAJA a lo Edward Cullen subiendo los pinos pa agarrar al michi
@  Finnick Odair : (01 abril 2020 - 04:51 ) @Caroline Ryddleturn es una pena o.ó
@  Caroline Ryd... : (01 abril 2020 - 04:50 ) @Aaron Black Lestrange este gato consentido cuando empezó a trepar árboles, lloraba para que lo bajemos e.e y atrás es puro bosque, así que imagínate los escándalos xD
@  Aaron Black... : (01 abril 2020 - 04:46 ) @Caroline Ryddleturn Es parte de sus vidas (?) jajajaja Acá la gata ya trepa árboles y sube tejados -.- xD
@  Caroline Ryd... : (01 abril 2020 - 04:45 ) @Aaron Black Lestrange ahora lo tengo castigado, por pesado u_u me da miedo que acá se quede afuera
@  Caroline Ryd... : (01 abril 2020 - 04:43 ) @Finnick Odair sí u_u a mí me pasan los años y me pongo más tímida (?
@  Aaron Black... : (01 abril 2020 - 04:41 ) @Caroline Ryddleturn JAJAJAJAJAJAJ gato qlo xD Por eso me gustan, son tan indiferentes xDD
@  Finnick Odair : (01 abril 2020 - 04:40 ) Ahahaha cobarde @Caroline Ryddleturn xd
@  Caroline Ryd... : (01 abril 2020 - 04:37 ) @Finnick Odair *se pone nerviosa (?* Bueno, no así como todo, todo
@  Jank Dayne : (01 abril 2020 - 04:32 ) http://www.harrylati...-2#entry5338966 :ninja: pasen a desempolvar (?)
@  Finnick Odair : (01 abril 2020 - 04:29 ) *acerca sus labios a los de @Caroline Ryddleturn sin tocarlos* ¿todo?
@  Caroline Ryd... : (01 abril 2020 - 04:16 ) @Finnick Odair ahora sí *-* es todo o nada (?
@  Finnick Odair : (01 abril 2020 - 03:57 ) *vuelve para darle un segundo beso°° en la otra mejilla @Caroline Ryddleturn *
@  Caroline Ryd... : (01 abril 2020 - 03:44 ) @Finnick Odair no huyas, te faltó la otra mejilla (? u.u
@  Finnick Odair : (01 abril 2020 - 03:27 ) *le da un beso en la mejilla a @Caroline Ryddleturn y se va* °°
@  Dick Grayson : (01 abril 2020 - 01:57 ) :o
@  Caroline Ryd... : (01 abril 2020 - 01:56 ) @Aaron Black Lestrange wn, el Apolo se había perdido toda la tarde y ya me tenía llorando :cry: recién apareció y no quiere entrar u_u
@  Aaron Black... : (01 abril 2020 - 01:35 ) la orden de los ninjas :ninja:
@  Finnick Odair : (01 abril 2020 - 01:33 ) :ninja:
@  Franko Lovegood : (01 abril 2020 - 01:29 ) :ninja:
@  Zoella Triviani : (01 abril 2020 - 01:25 ) :ninja:
@  Aaron Black... : (01 abril 2020 - 01:25 ) :ninja:
@  Finnick Odair : (01 abril 2020 - 01:24 ) :ninja:
@  Franko Lovegood : (01 abril 2020 - 01:23 ) :ninja:
@  stnazi : (01 abril 2020 - 12:53 ) :ninja:
@  Ada Camille... : (31 marzo 2020 - 11:34 ) @Fokker a dormir donde te trasnocharon primo
@  Fokker : (31 marzo 2020 - 11:04 ) zzzzz
@  Zoella Triviani : (31 marzo 2020 - 10:19 ) @Hades Ragnarok Alcohol
@  Hades Ragnarok : (31 marzo 2020 - 10:01 ) @Zoella Triviani que busca?
@  Ada Camille... : (31 marzo 2020 - 09:21 ) @Ernest Macnair Wilfred ok tienes que consentir a tu thestral para que se relaje un poco
@  Zoella Triviani : (31 marzo 2020 - 08:58 ) la vieja Inés
@  Lysander S. : (31 marzo 2020 - 08:43 ) ¿Quién es?
@  Zoella Triviani : (31 marzo 2020 - 08:00 ) @Finnick Odair ella es loca de nacimiento(?
@  Finnick Odair : (31 marzo 2020 - 07:45 ) @Zoella Triviani tienes loca a la pobre perra (?