Jump to content

SLE I | Fecha 3: Vratsa Vultures vs Tutshill Tornados


Publicaciones recomendadas

TURNO 8

El partido contra Montrose Magpies había sido sólo el inicio de una temporada que, esperaba, fuese de buenas rachas. Antes de salir al campo de quidditch y someterse a las exigencias deportivas de la rusa que les tocaría como árbitro, se detuvo a intercambiar unas palabras con Jeremy, el segundo capitán de los Tornados, y Elizabeth Afton. Básicamente, las indicaciones eran claras, golpear tan fuerte como pudiera al equipo contrario. Desde luego, ambos estaban cumpliendo con su parte, pues no hacía mucho que había comenzado el partido y uno de los cazadores de Vratsa Vultures ya estaba lesionado.

Luego del tiro fallado en el penal, así era como empezaba, el anterior con las Urracas le había pasado lo mismo, notó algunas miradaas ansiosas en su equipo. Aedis sabía que no era por ella, sino porque el partido, tal cual el anterior,  empezó intenso y de golpes fuerte.

Cuando volvieron  a tener la quaffle en su poder, vio a Darla ingeniandoselas para salir de en medio del equipo rival, volar tan alto como podía y, como siempre, Greengrass sabía cuál era la señal que la Potter Black le estaba haciendo. Sobrevolo  cerca de Luca y Dana, ambos cazadores de los Buitres, y vio como su compañera soltaba la pelota. Antes de que la capitana de los Tutshill Tornados recibiese la quaffle, hizo de su mano un puño y, con la fuerza que sólo su mano podía darle a la pelota, le dio un puñetazo a la misma.

La quaffle salio disparada de tal modo que, aunque una de las golpeadoras de VV hubiese intentado darle con la bludger, no pudo evitar el inminente gol. La tribuna se volvió loca en ese instante y no paraba de vitorear el buen inicio que estaban teniendo.

d9apmla-81cee8e5-ae8e-4972-ae18-a8b27455 ry0MviC.gif
XvreZkF.png

Enlace al comentario
Compartir en otros sitios web

Turno 9 - Cazadora TT con la quaffle gracias a Robo Speelman

 

Darla observaba ansiosa el resultado de su pase, Aedis parecía dispuesta a acertarle a cómo diera lugar, la vio cerrar el puño y lanzar con todas sus fuerzas un golpe a la quaffle, el gol era inminente y el estadio atronó en un solo grito mientras que la mosquito zumbaba con una bludger intentando darle caza pero sin poder ponerle freno a su jugada.

La cosa se había resuelto y ahora los Vulture tenían la pelota, Darla observó como Cilian, el cazador rival intentaba hacerse con ella y notó que por detrás iba Vizcacha, pero la ceguera de su compañero parecía un cachitín evidente en ese momento, cosa muy poco habitual en él. La pelirroja hizo una seña rápida a su equipo mientras que comenzaba un veloz  vuelo desde debajo de Cillian llegando justo a tiempo de apoderarse de la quaffle en una casi perfecta maniobra del Robo Speelman. La Potter Black lanzó un suave gruñido por lo bajo de satisfacción mientras abrazaba la pelota con una mano y maniobraba la Cometa con la otra para luego girar hacia Aedis y arrojarle la pelota a su capitana y goleadora de los Tornados, éste podía llegar a ser un gran partido después de todo, por más que hubiera iniciado con el pie izquierdo. Giró una vez más, esta vez viendo hacia Jeremy y le hizo un gesto con su mano ahora libre señalándose sus ojos con el mayor y el índice y estirando el brazo hacia él con el índice señalándole.  Luego le pasaría factura por lo que le había gritado.

iUsGOmg.gifQrhLJiI.gifCazador-TT.gif

Darla-23062021-a.png

P6ZPOPd.gifOpDjriL.gifchuuaCB.gif

Que no estés aquí no significa que no estés en mi corazón... Te amo Seba

 

Enlace al comentario
Compartir en otros sitios web

TURNO 10.

La anotación había sido perfecta y no pudieron celebrar demasiado porque el otro equipo intentaba ya ponerse a la delantera con la posesión de la quaffle. Aedis vio cómo lo intentó la Vizcacha y luego Darla, ésta última se quedó con la pelota tras una magnífica maniobra de Robo Speelman, la capitana de los Tornados les seguía el paso de cerca, intentando buscar la oportunidad para estar en la zona de disparo nuevamente y poder hacer otro tanto. Siguió la trayectoria de su compañera y se colocó en posición para lo siguiente.

Greengrass recibió el pase de Darla y, sin pensárselo demasiado, aplicó la misma técnica del pase anterior, hizo de su mano un puño y pegó con ella la quaffle. La pelota atravesó la distancia entre la cazadora de los TT y el guardián de los Buitres, no dándole chance a éste de atajar, y cruzó el aro detrás de él. La tribuna ovacionó la hazaña, los cánticos dedicados al equipo azul se escuchaban muy alto.

--- ¡VAMOS! ---festejó ella a su vez, mientras se dirigía a donde estaban sus compañeros esperándola. No se le escapó el de detalle de Elizabeth golpeando con tanta fuerza la bludger, pero tuvo la mala suerte de que parecía que Mael lo había anticipado, así que la esquivó. Sin embargo, el marcador se actualizó en ese momento a un 20 a 0, favoreciendo a los Tornados.

d9apmla-81cee8e5-ae8e-4972-ae18-a8b27455 ry0MviC.gif
XvreZkF.png

Enlace al comentario
Compartir en otros sitios web

Turno 11

¡No puede ser! Íbamos dos puntos abajo y nuestro cazador... o bueno lo que quedaba de él, a duras penas podía moverse por el campo. Mi cerebro maquina a mil por hora y la tribuna tenía esa mirada juzgadora que era lo más parecido a una estaca en el pecho. Diablos, diablos, diablos. Los estábamos decepcionando y sabíamos que otra derrota no sería opción.

Ellos tenían la defensiva y nosotros cruzamos la cancha como un flamante cóndor al acecho y rugimos con nuestros corazones para demostrarle a todos de lo que estábamos hechos.

-Luca tu dirígete por la derecha hacia los aros- le dije acercandome lo suficiente al mago para que nadie más escuche -intentare ganarle la quaffle y te la paso.

Fue así que me lancé a favor de un viento sur que cruzó nuestro campo y logré evitar que su cazador me robara la quaffle y apoderandome de la pelota rápidamente se la lancé a Luca quien ya estaba en posición.

En cuanto la quaffle estuvo en mi poder la tribuna gritó contenta. Sin embargo en el cielo un marcador anunciaba el 20 a 0 a favor de nuestro rival.

Debiamos anotar esta vez, fallar no era opción.

Cilian aún podía continuar pero prefería dejarlo descansar esta jugada, esperaba que en la siguiente pudiera despedazar esos malditos aros y darnos un gol.

 

672440170_firmadana.png.e290dcafe4b6fce4606f7d9799883adb.png

 

7hdosh8.gif

 

Enlace al comentario
Compartir en otros sitios web

Turno 11

Estaba en medio del aire, sobre mi escoba a una altitud que no podía precisar, en mi oído escuchaba la ensordecedora hinchada de los equipos, los jugadores estaban haciendo su parte para lograr semejante espectáculo.

 Los cazadores del equipo rival, Dana, Luca y Cillian estaban construyendo su juego desde abajo, con una cada vez mayor participación de Dana y menor de Cillian, que frente a la lesión que había sufrido unas jugadas tiempo atrás tenía una participación cada vez menor. El publico miraba de lado a lado en el campo observando los delicados cambios de banda entre Dana y Luca. Aedis se encontraba marcando a Cillian, que se encontraba en medio de la formación atacante, Darla estaba a punto de encarar a Dana cuando esta dio nuevamente un cambio de banda, pero de manera forzada producto de la presión, Luca estaba en una posición forzada para recibir la quaffle en ese momento.

Me encontraba unos metros por debajo de Luca y cuando se presento la oportunidad frente al tosco pase largo producto de la presión de Darla, di un cambio de dirección hacia arriba con vertiginosa velocidad y logre ganar el duelo por la posesión de la quaffle.

Aedis, que se encontraba en la zona central de la cancha marcando a Cillian ya se encontraba incursionando en campo rival, en espera de un pase largo filtrado, que recibiría de mi parte pocos segundos después.

  • Me gusta 1
  • Love 3
"Una mentira sobre una mentira, se vuelve hacia adentro y hacia afu"Una mentira sobre una mentira, se vuelve hacia adentro y hacia afuera sobre si misma."era sobre si misma."
"Una mentira sobre una mentira, se vuelve hacia adentro y hacia afuera sobre si misma."
Enlace al comentario
Compartir en otros sitios web

Turno 12.

 

El partido venía muy bien a ojos de Jeremy. Habían lesionado a uno, Aedys estaba prendida fuego (no literalmente, claro) y tenían una leve ventaja en el marcador. La cual, buscaban ampliar a toda costa. Querían estar en la punta de la Liga y ningún buitre los iba a detener. Volando como una flecha por todo el campo de juego, el vampiro logro ver a su capitana con la Quaffle en dirección a los aros.

Queriendo ayudar, logro pegarle a una bludger que paso muy lejos del guardián, no sumando para nada en la jugada. Pero Mosquito, era pro y por algo era capitana. Una cazadora (Malum) con malas pulgas y mucha fama en la cabeza, quiso detenerla de un Blugderazo, pero Aedys, no se dejó asustar por la bola, muy campante y en absoluta comodidad evadió la Bludger antes de lanzar un arrollador y letal tiro a los aros de los Buitres. El guardián ni logro verla.

-¡Vamoooos! –Gritó Jeremy festejando el 30 a 0. El público de los tornados no dejaba de chillar alegre y eufórico. Los colores celestes y el cantito de los tornados empezaron a sonar por todas las gradas. Era una locura. 

Afm5XYH.gifcc6JooJ.gif2bRpcep.gif

Jem1.png

hGg3iXQ.gif

 

Enlace al comentario
Compartir en otros sitios web

Segundo turno de buscador

 

 

El quidditch era un juego alucinante: el vértigo, la emoción, la velocidad, la fuerza, estar alerta. La adrenalina cruzaba mi cuerpo como corriente eléctrica y me hacia esta alerta, la snitch era veloz y mi rival también lo era pero no me dejaría intimidar. Los Tornados eran buenos competidores, no en valde habían ganado su duelo anterior y eso hacía que fueran un equipo muy respetado. Los Tornados se habían ido adelante con el puntaje, uno de sus cazadores había anotado los primeros diez puntos y ahora debíamos remontar ese marcador para lograr ganar y con la unión de equipo que habíamos logrado consolidar nos hacia confiar los unos en los otros, me alegraba tener a mis compañeros con los que poder defender la localidad de nuestro equipo.

El intercambio de la quaffle había sido ida y vuelta, los cazadores de ambas escuadras se atacaban sin compasión para lograr obtener la oportunidad de lanzar a los aros y anotar puntos. Todos tenían gran capacidad de anotar, pero exactamente por esa capacidad no permitían que de uno y otro lado avanzarán con facilidad. Los golpeadores también evitaban los avances y en varias ocasiones habían atinado a algunos cazadores, por el momento nos había visto bien librado los dos buscadores. Esperaba seguir contando con tal suerte.
La snitch había sido esquiva para nosotros, siempre estábamos uno junto al otro no muy lejanos, mientras competíamos el equipo contrario anotó dos veces más, íbamos 30 a 0 abajo. No se podía negar que su cazadora era una chica impecable y con gran puntería, porque conocía las habilidades de nuestro guardián y era  excelente, así que ella debía tener gran habilidad. Su golpeador lanzó hacía a mi, era mi momento de evadir y no perder de la vista a la snitch. El no logro evadir a nuestra golpeador a, pero por andar riéndome de él, me dio a mi también la bludger. Ambos habíamos sido retrasados en nuestra finalidad de atrapar la esfera dorada. 
 

 

      PSX_20210721_235221.jpg

Enlace al comentario
Compartir en otros sitios web

Turno 2 de buscador

Después del tercer gol, Aedis fijó la vista en el jugador más joven de los Tutshill Tornados. El árbitro había soltado la snitch hacía un rato y comenzaba la carrera de los buscadores de ambos equipos por conseguir aquella esfera con alas y dar por finalizado el partido. Kalevi se mantenía en línea bastante bien pero, tal como había ocurrido en el partido anterior, parecía que, para empezar, no podía lucirse como seguramente le gustaría hacerlo. Sobre todo, porque sabía que tenía a alguien que lo estaría mirando.

Pero su avance no era tan parejo como el de Ada, la buscadora de los búlgaros, pues ésta parecía percatarse siempre de que Kalevi trataba de alcanzarla y aceleraba lo más que podía; hasta que, llegado un momento, Mosquito tuvo que cerrar los ojos por el terrible golpe que había recibido su buscador a causa de la bludger que había direccionado la golpeadora de VV, Arya Macnair.  Sin embargo, Kalevi Rosier no era alguien a quien pudiesen detener tan fácilmente. Greengrass continuó con el partido, pues no estaban para detenerse demasiado, tenían que mantener o agrandar la ventaja que habían conseguido.

d9apmla-81cee8e5-ae8e-4972-ae18-a8b27455 ry0MviC.gif
XvreZkF.png

Enlace al comentario
Compartir en otros sitios web

Turno 13

El cielo de Sofia se teñía de un melancólico gris, apenas y se podía vislumbrar algunos atajos para alcanzar a vislumbrar su típicamente deslumbrante azul, pero este funesto ambiente lo hacia una tarea imposible.

Tanto en los palcos del estadio como dentro de la cancha se podía ver un jubilo que era la cara completamente opuesta a la esperada. Aun así, las alturas se manifestaban presentando una inoportuna llovizna que dificultaba la visibilidad del partido. Extiendo los brazos, me dirijo al firmamento, cierro los ojos, en un intento de fundirme con el ambiente…

Dana, Luca y Cillian, aun frente a semejante ambiente y con el resultado en contra, no pierden los ánimos y se enfrentan con una serie de pases al equipo rival, logrando trasladar con calma y paciencia la quaffle, con una formación que habían practicado incansablemente en los entrenamientos. Aun frente a infructuosos intentos de quitarles la pelota, habían logrado llegar frente a los tres aros de los Tutshill Tornados. Dana se enfrentó a Aedis, siendo su penúltimo obstáculo frente al guardián. Observo a su alrededor, logrando ver de reojo a Luca, pero en la sombra de este estaba Darla, preparando el manotazo para cualquier pase que se le dirija. Luca le estaba dirigiendo en diagonal con su guante que hacia el aro derecho del rival, su guante había reflectado uno de los escasos rayos de luz que había atravesado el enrevesado mar de nubes, sin embargo, Dana hacia caso omiso de ello. Haciendo caso de su habilidad y en las indicaciones de su compañero, dejo caer en seco la quaffle al suelo.

Cillian se encontraba distante, atrás de la jugada, expectante frente a la reacción de Dana y Luca. El guante de Luca había reflectado directamente el rayo de luz hacia él, lo que despertó en su memoria una señal. Dirigiéndose en picado al lugar debajo de Dana, recibía de forma impensada la quaffle.

A pesar de ello, al dirigir su mirada hacia donde debían estar los tres aros cubiertos por el guardián, si no en su lugar a una sombra que se le abalanzaba, con un puño cerrado. La cara del cazador que se le imponía tenía una cruel sonrisa y sus ojos irradiaban hostilidad a todos los presentes.

Cillian cerro los ojos, esperando no tener una lesión peor de la que ya tenía, pero tras pasado un tiempo, solamente pudo sentirse mas ligero. La quaffle ya no estaba en sus brazos. Cuando volteo su mirada, está ya estaba se encontraba en brazos de Aedis.

La Vizcacha Ciega gozaba de la lluvia, la llovizna de Sofia chocando apaciblemente contra su piel, el olor a petricor llenando la atmosfera, era su mas poderoso calmante. Aun así, tambien le daba un impulso para seguir adelante, cuando abrió sus ojos y vislumbro las jugadas que hubieran dejado a Cillian frente al guardián, se abalanzo con un completo contraste a la serena imagen que antes dejaba ver, utilizando una de las clásicas y violentas técnicas que había aprendido tiempo atrás. Tras quitar la pelota, inmediatamente la arrojo hacia arriba y adelante donde ya estaba esperando Aedis.

"Una mentira sobre una mentira, se vuelve hacia adentro y hacia afu"Una mentira sobre una mentira, se vuelve hacia adentro y hacia afuera sobre si misma."era sobre si misma."
"Una mentira sobre una mentira, se vuelve hacia adentro y hacia afuera sobre si misma."
Enlace al comentario
Compartir en otros sitios web

uLaGz8K.png

Aquel partido iba de mal a peor. Pero tenía que admitir que estábamos dando todo lo que teníamos entre nuestras manos. La Quaffle había llegado varias veces a sus aros pero sus defensas eran buenas. Ni hablar de aquella maldita cazadora que ni bien agarraba la pelota, realizaba tantos sin poder atajarlos. Respiré hondo. Muy hondo.

En ése momento ella estaba alterada, no entendía como después de esquivar a Arya con su genial golpe, logró tirar a los aros. Estaba seguro que ¿Había querido pegarle a la pelirroja golpeadora de los Vultures? Al parecer era una suerte que el árbitro lo haya visto. Y más suerte era que la Macnair no hubiera reaccionado a eso.

La pelota fue directamente a mis manos y se sintió muy bien. El pecho respiraba normalmente y e lancé a uno de mis cazadores para que comenzaran la jugada como debíamos.

— ¡VAMOS, VAMOS, DEMUESTREN LO QUE SABEN HACER!

Esperaba que eso fuera suficiente.

|| Familia Gryffindor|| MVhv2dX.gif
6xyyzqB.jpg
3OvMYJP.pngF7R5RJx.png

Enlace al comentario
Compartir en otros sitios web

Guest
Esta discusión está cerrada a nuevas respuestas.

Sobre nosotros:

Harrylatino.org es una comunidad de fans del mundo mágico creado por JK Rowling, amantes de la fantasía y del rol. Nuestros inicios se remontan al año 2001 y nuestros más de 40.000 usuarios pertenecen a todos los países de habla hispana.

Nos gustan los mundos de fantasía y somos apasionados del rol, por lo que, si alguna vez quisiste vivir y sentirte como un mago, éste es tu lugar.

¡Vive la Magia!

×
×
  • Crear nuevo...

Información importante

We have placed cookies on your device to help make this website better. You can adjust your cookie settings, otherwise we'll assume you're okay to continue. Al continuar navegando aceptas nuestros Términos de uso, Normas y Política de privacidad.