Jump to content

Veronica Prince Rambaldi

Magos
  • Contenido

    920
  • Ingreso

  • Última visita

  • Días ganados

    3

Veronica Prince Rambaldi ganó por última vez el día 16 Mayo 2017

¡Veronica Prince Rambaldi tenía el contenido más querido!

Acerca de Veronica Prince Rambaldi

  • Cumpleaños 17 Junio

Contact Methods

  • MSN
    veroprince@hotmail.com.ar
  • Website URL
    https://www.facebook.com/profile.php?id=100011375140784
  • Skype
    veroprince@hotmail.com.ar

Profile Information

  • Location
    Aquí y allá, según me lleve el viento y la curiosidad.
  • Interests
    Harry Potter, escribir, ser una buena reportera, lograr mejorar en edición de imagen.
  • Casa de Hogwarts
    Ravenclaw

Ficha de Personaje

  • Nivel Mágico
    9
  • Rango Social
    Dragones de Bronce
  • Galeones
    11912
  • Ficha de Personaje
  • Bóveda
  • Bóveda Trastero
  • Bando
    Neutral
  • Libros de Hechizos
    Libro del Aprendiz de Brujo (N.1)
  • Trabajo
    Periodista independiente y editora del United King Today. Especialista en Idiomas.
  • Escalafón laboral
    T1
  • Raza
    Demonio
  • Graduación
    Graduado
  • Puntos de Poder en Objetos
    1900
  • Puntos de Poder en Criaturas
    310
  • Puntos de Fabricación
    0
  • Rango de Objetos
    1110 a 2000
  • Rango de Criaturas
    10 a 200
  • Conocimientos
    Idiomas
    Leyes Mágicas
    Encantamientos
    Conocimiento de Maldiciones
    Defensa Contra las Artes Oscuras
  • Medallas
    0

Campos para Gringotts

  • Escalafón último mes cerrado
    T1
  • Posteos acumulados último mes cerrado CMI
    23
  • Posteos último mes cerrado CMI
    4
  • Posteos en subforo CMI
    23

Visitantes recientes al perfil

13.424 visitas al perfil

Veronica Prince Rambaldi's Achievements

Newbie

Newbie (1/14)

  • Week One Done Rare
  • One Month Later Rare
  • One Year In Rare

Recent Badges

823

Reputación comunidad

  1. Aquella situación se me había antojado más que complicada, en resumen: tras declarar el estado de guerra los mortífagos habían atacado King Cross. ¿O había sido más bien simultáneo? Los muggles también habían reaccionado, no podía creer que hubieran mandado al ejercito para resistirse a la magia. Lo que era preocupante ¿Qué pasaba si tenían las mismas armas que nos quitaban la magia y que ya habíamos experimentado, incluso antes de la llegada del inquisidor? El inquisidor parecía haber desaparecido momentáneamente de la escena, pero los efectos de las reacciones contra él, el ataque al bar con los miembros de la ONU, las decisiones tomadas por el propio organismo muggle contra los magos. Todo esos nos llevaba a este punto: la magia estaba revelada, como había querido el anterior ministro. Las consecuencias: éramos unos parias indeseables y peligrosos. Todas aquellas ideas pasaban por mi mente mientras intentaba escabullirme entre la milicia hacia King Cross y entonces lo vi entre los escombros, una figura parecía encargarse de coordinar a los magos, el Secretario y lo seguí, hasta conseguir una entrevista con él. Quizás cuando finalmente lo logré no fue en las condiciones más ortodoxas que hubiéramos podido esperar, pero allí estaba yo y allí estaba él, para hablar a calzón quitado, o mejor no, que con su fama perder los calzones no era la mejor opción. Pero reconozcámoslo, con su fama y todo, fue correcto y dio su parecer sin necesidad de recurrir a las artes más antiguas.
  2. UN SECRETARIO ÍNTIMO por Verónica Prince. Todos nos hemos ido enterando de los Edictos de la Ministra Potter Blue, quien no es porque realmente vive encerrado en la Torre de Londres, momento, si fuera así ya murió. Mejor no ahondamos en el humor negro. En resumen, el Edicto n° 1 afectó nuestra relación con los muggles y obligó a los que tuvieran dicha ascendencia a realizar un censo. El Edicto n° 2 nos tocó el tema educacional, más censos y más quejas. Y en medio de estos dos edictos tenemos los decretos del Secretario Privado de la Ministra, primero su intento de disolución del Wizengamot, los Jueces se aferran a su birrete y sus asientos y luego, tomad fuerte vuestras varitas: la declaración de estado de guerra, con servicio militar obligatorio incluído. Pero ¿es todo tan así? La Conferencia de Prensa del Señor Secretario apenas iniciaba cuando la comunidad mágica sufrió un nuevo ataque. Nuestros antiguos conocidos los Mortífagos atacaron el emblemático King Cross, destruyendo la defensa mágica que separaba el Andén 9 ¾ de los andenes muggles y un oscurus a sus órdenes destruyó las vías del ferrocarril sobre el paso del puente elevado y aunque se intentó salvar la formación, la locomotora y algunos de sus vagones se perdieron. De esta situación tenemos la estación y el tren mágico destruídos, varios muertos muggles y algunos dicen que algún mago, lo que no queda claro si a manos de autoridades muggles o mágicas, un oscurus desaparecido, mortífagos escapados de las manos del Ministerio cuya seguridad no es que brilló por su ausencia, que sí se vió aurores casi desde el principio pero en poco número, pero que no supieron estar a las alturas de las circunstancias y finalmente una Orden del Fénix inexistente. Sin embargo, no podíamos quedarnos con las ganas y por eso acudimos al Señor Secretario, quien en una cálida aunque húmeda locación, nos respondió algunas de las preguntas que no pudimos realizar en su conferencia de prensa, aunque el tema King Cross se tocó en la intimidad de la conversación, no fue una respuesta concluyente respecto a qué ocurrirá de ahora en más con los estudiantes que utilizaban nuestro antiguo y conocido Expreso de Hogwarts. Sean Linmer (SL) - Primero las presentaciones.... pues no es que hayamos interactuado mucho. Verónica Prince (VP) – Verónica Prince del United King’s Today. SL - Por cierto...un placer…soy Sean Linmer. VP - Quería ir a su conferencia por la declaración de estado de guerra y no pude por los muggles. SL - Bahhh...pues te ofrezco una entrevista una vez este despedido. VP - ¿Le van a despedir? Oh, eso sí que es primicia. SL - jajajaja tal vez....quien sabe, ahora mismo tengo a Ministra enfurecida por "mis excesos". VP - Un hombre con excesos, que interesante SL - Que se puede decir...uno humildemente hace lo que puede... jajaja VP - ¿Y qué es lo que puede hacer el Señor Secretario? SL - Pues de todo....desde declarar la guerra a un país...hasta robar en un museo....y de ahí a festejar lleno de chicas desnudas en un jacuzzi. VP - Que estilo, guerra, robo y orgía, habrá que llevar pergaminos y plumas anti agua para el reportaje, ¿Cuál era el hechizo para impermeabilizar? SL – Impervius, tampoco es para tanto... la parte de mujeriego… pervertido… si... la de ladrón también...ya de tanto poder como para la guerra...pues solo ahora. VP - ¿Cuáles han sido sus intenciones al declarar el estado de guerra, y es verdad que la Ministra no está feliz con ello? SL - Bueno mis intenciones son simples...estamos en un estado de guerra...solo que no se había declarado esa condición. Ya nos han atacado... primero los búlgaros... después los muggles el día de la Ira... después tomaron los puertos los egipcios... en fin... que todo el mundo parece que puede atacarnos... por eso hay que modernizar el Ministerio. Hacer departamentos y movilizar a la población para tomar la iniciativa, teniendo como prioridad acabar con el inquisidor. VP - Uy, el Inquisidor da miedo. ¿Y no cree que el ataque a King Cross es una reacción a su iniciativa y de ahí el enfado de la Ministra? SL - No se preocupe... aquí está segura, lo cierto es que la verdad nada se sabe de ese inquisidor...pudiera ser cualquiera... Sobre lo de King Cross...pues ni idea...seguro...fue ese grupo sin protagonismo ya... los mortifagos... ahora que no tienen a los de la Orden para jugar… solo quieren llamar la atención. Usted sí que sabe... y está bien informada... no... los problemas con la Ministra no vienen de King Cross. VP - Y ¿Qué cree que ha pasado con los de la Orden? ¿Y cuál es el problema con la Ministra? ¿Qué la ha impulsado a esos edictos? ¿Usted se los ha sugerido? SL - Muy perspicaz usted...y sugerente...a este paso no lograre centrarme en la entrevista. La verdad es que la Ministra me quiere proteger... piensa que me he expuesto demasiado… y ya que preguntas por los edictos... pues te digo... que es la Ministra la primera que evolucionó su pensamiento. Ella no odia a los muggles... de hecho los quiere mucho... solo que dada la situación reinante hay que actuar en consecuencia. VP - Hay amores que matan dice una frase ¿Ese es el tipo de amor de la Ministra a los muggles? ¿Y cómo es su amor Señor Secretario? SL - No....la Ministra en si no quiere hacerles mal a lo muggles… solo quiere que las cosas no escalen a más. O sea a posiciones que no permitan en un futuro una convivencia... aceptable entre ambos mundos. Y mi amor... pues intenso... ahora mismo cierta bruja tiene prendado mi corazón. VP - Y con ese amor intenso por los muggles y las brujas ¿Cuál es su posición en todo esto? SL - Yo simplemente soy un roba bragas que ahora estoy de servidor público. Mi posición es que ya nada es igual... y mientras más rápido lo aceptemos... pues mejor. VP – Entonces, para terminar ¿Quiere hacer una reflexión final o lo que ha dicho la considera como tal? SL - No....esa es toda la reflexión que debe conservar el mundo mágico. Ya nada será igual... por mucho que uno lo desee. Y aquí dimos por finalizado el diálogo con el Secretario Linmer, no sin antes acordar una nueva cita, para conocerle más íntimamente en cuanto a sus posturas y gustos de política, poder y sus muy "particulares" especialidades.
  3. Un pequeño puesto flotante aparecía y desaparecía en los rincones más insólitos del Callejón Diagon, el Callejón Knockturn, el Andén 9 3/4 [cerrado hasta nuevo aviso], el Caldero Chorreante y Ottery St'Catchpole. En él había varios estantes cerrados con fechas donde se podían encontrar las ediciones anteriores del periódico mágico y cada tanto, al ser una gacetilla de ediciones discontinuas, aparecía una caja dorada brillando con letras negras que decían: ULTIMA EDICIÓN. Mayo 19, 2018 - Un día del libro en el Bosque Prohibido. Mayo 29, 2018 - Un incidente Ministerial y van... Junio 8, 2019 - Un empleo para cada gusto o disgusto. Junio 12, 2019 - Hogwarts, el mejor Colegio Mágico ¿o no? Agosto 01, 2019 - Vientos de Cambio Noviembre 28, 2020 - Stea Umbra, Los arrestos en Sidney Febrero 17, 2021 - Un buscado menos y queda uno ¿Quién cobra los galeones?
  4. *le deja chocos por haberse pasado por el rol*

    *3*

  5. Tras el ataque en King Cross, calles de Londres Me detuve molesta en la barrera que habían levantado los muggles a varios metros de King Cross, vehículos con luces azules y pintado “Police” a los lados más algunos de tonos verdes con el agregado de “Militar” delante del pólice. Me alejé un poco y fingí hablar por un “celular” mientras me veía a un espejo. El espejo comunicador. —Te digo Jimmy, no llegué a tiempo a Ministerio, cuando lo hacía ocurrió esto y me vine para aquí —al otro lado del espejo James me preguntó qué que hacía con ese aparato raro en mi mano y fruncí el ceño. —Cállate, es mi celular nuevo y ¿en serio no te gusta mi espejo? Toda la policía de Londres parece estar aquí, atacan King Cross, parece que con magia, sí, magia James, eso que está prohibido —mi amigo pareció comprender al fin y bajó su voz, no podíamos dejar que nadie notara que no salía el altavoz del celular sino del espejo en mi mano. —Dicen que el secretario vino para aquí pero no logro llegar, esto es un desastre, dicen que iba a haber un ataque aéreo pero han logrado desviarlo, sí, no se sabe, pero que King Cross ha caído y se rumorea que encontraron una sección mágica allí, si James, sí —el gesto al otro lado era de clara preocupación, no lo culpaba, si el Andén 9 ¾ era ahora visible el Expreso de Hogwarts también —hablaron de enmascarados y una sombra oscura —aparte mi vista unos segundos y me apresuré a agregar —debo cortar e irme de aquí, algo va a pasar, viene más milicia —dije apurándome a guardar el celular y el espejo en mi bolso y alejarme, debía encontrar a alguien de ministerio de magia con urgencia.
  6. En mi departamento en Londres, casi en los suburbios al otro lado de la ciudad, con @ Rory Despard y @ Adrian Wild Habíamos traspasado las puertas mágicas y las había vuelto a cerrar tras nosotros dándole una vez más las contraseñas en sirenio, todo estaba resultando extraño y con torpeza había empujado a nuestro compañero el "mudo" hacia el interior de mi departamento, pequeño, de dos dormitorios, aunque las puertas estaban enclavadas en el pasillo entre ellos junto a una cortina en la sala. Tan brusca había sido que el mudo estaba ahora en el piso tras hundir su rostro buscando algo en su mochila o no. —Pero qué demonios —murmuré volviendo a apuntar al desconocido en mi sala, ya no era el mismo hombre del callejón y sin embargo parecía conocer al Despard. Mi mirada fue de uno a otro sin dejar de apuntar al hombre anónimo en el que acababa dejado de ser mi seguro hogar. Pensé unos segundos, metamorfomago quizás o sería poción multijugos, no tenía hechizos que eliminaran los hechizos al estilo finite, pero sí podría haber pasado que se había acabado el efecto de la misma. —¿Qué está pasando? —pregunté mirando al Despard y luego al hombre que le había hablado. En verdad intentaba entender cómo de una mañana extraña con un sin rostro siguiéndome, quizás por mi ascendencia demoníaca, a terminar con dos hombres en mi departamento, uno buscando a su amiga desaparecida y manejando la magia de manera rudimentaria, según su expresar y el otro, bueno, el otro ya no sabía quién era ni qué buscaba al haberse chocado con nosotros. Quizás ahora menos que nunca estábamos a salvo. —¿Para quién trabajas? —gruñí molesta tratando de recordar todo el entrenamiento que había recibido.
  7. FORMULARIO: Nick del usuario: Veronica Prince Rambaldi Id: 80580 Link a la bóveda del usuario: https://www.harrylatino.org/index.php?showtopic=98860 Galeones a depositar: 6752
  8. Intentando ubicarme en este nuevo mundo.

  9. Me había parecido oír fuera un grito, pero no pude profundizar demasiado en ello ya que unos rápidos pasos se dejaron oír y la voz de Agatha llenó el ambiente con un grito de felicidad. Mi ojimiel mirada se desvió hacia ella y de nuevo hacia el hombre en el sillón a quien ella abrazaba en ese momento. Respiré profundo, intentando asimilar la idea, le había dicho papá. En Navidad apenas habíamos podido compartir un tiempo juntas, yo había llegado tarde y luego todo se había descontrolado. Me mantuve en silencio, sin poder evitarlo, sonreí cuando Agatha me llamó hermanita, yo tampoco era más una niña, sonreí y di un paso acercándome a ellos, no sin cierta timidez. Había sido una hija ausente en cierta forma. —Lo es —dije esbozando una sonrisa ante su comentario y pregunta, clavando mi mirada en él, no habíamos tenido la oportunidad de tratarnos demasiado el último tiempo, o más bien mi última vida. Agatha además de preguntarle a nuestro padre sobre qué había hecho el último tiempo, le contaba sobre sus excelentes notas en Hogwarts, no pude evitar sonreír orgullosa, era algo de familia en realidad. Sonreí por lo del hipogrifo, de hecho ni yo estaba aún capacitada y de hecho ni galeones tenía actualmente para ello. Si no lograba cobrar lo que me debían u obtenía un nuevo trabajo no podría hacer nada, pero no estaba aquí por ello. Bueno, la razón por la que había venido había pasado a segundo plano, en parte por la presencia de mi padre y en parte por el grito que había escuchado que aún daba vueltas en mi cabeza.
  10. La puerta cedió ante mi primer intento, parecía que mi madre había dejado instrucciones para que pudiera ingresar al hogar. Eso era bueno, aunque yo fuera una desaparecida total. Seguí con la mirada un movimiento hacia la cocina y dio un suave silbido, poco femenino pero aprendido de mi compañero de departamento. —¿Puedes traerme una taza de chocolate caliente y unas masas por favor? —dije a la elfina que se alejaba hacia la cocina y me respondió con un gesto asustado asintiendo. ¿Qué le ocurría? Me pregunté y encogí mis hombros cuando el sonido de una voz llegó hasta mis oídos haciéndome girar hacia la sala cercana de dónde provenía. Me detuve en la entrada de la misma observándole con curiosidad. Se trataba de un hombre algo mayor y elegante, sonreí y negué, aunque últimamente había conocido a mucha gente nueva y como reportera me había cruzado con más gente de la que recordaba, no hubiera olvidado su porte. —Buenas tardes caballero, igualmente y muchas gracias. Aunque no niego me sorprende, no recuerdo que tuviéramos la suerte de cruzarnos y solo estoy aquí por mi madre, hace algunos días no sé nada de ella, bueno —hice una pausa pensativa —a decir verdad fui yo la que me alejé luego de la fiesta de navidad, en un intento de recuperar mi trabajo —mencioné, para luego darme cuenta de un pequeño detalle que se me había escapado. Di unos pasos hacia él, sin quitarme aún el abrigo, guardé mis guantes en el bolsillo y extendí mi mano hacia el desconocido. —Verónica Prince Rambaldi, hija de Lady. Interiormente pensaba: o más bien de su sangre demoníaca, ese es el puente que nos unía, nuestros demonios interiores eran madre e hija, por eso nosotras lo éramos también, aunque no lográbamos terminar de unir nuestras vidas por la misma senda. ------------ off: Hola @@Eterno Black Triviani perdón, con todo éste lío no pasé a leer y te has comido una n en mi apellido así que no me había llegado tu mención. Un gusto ^^
  11. Londres, Oficina de United King Today -cuando el día va llegando a su fin- Escuchar al mago siendo así de sincero me preocupó, yo sí había sido instruída formalmente en la magia, es verdad que tras dejar Hogwarts, me había dedicado más a enseñar idiomas, aunque sí había aprendido a lidiar con los encantamientos, maldiciones y la defensa contra las artes oscuras. Eso sí, no había podido desarrollar ninguna habilidad ni me había tomado el tiempo para adquirir y cursar los libros. De hecho, mi situación económica actual me hacía aún más pobre que Harry Potter en el armario bajo la escalera. El planteo de Rory tenía su lógica, sin embargo blandí mi varita e hice una rápida floritura con ella. Un cisne blanco comenzó a volar sobre nuestras cabezas tras que de la punta de mi varita unos hilos plateados se conjugaron como tejiéndose para formar la figura de la criatura. —Expecto Patronum —había pronunciado para luego de aparecer la criatura agregar —crees que mi alma realmente no está corrompida —clavé mi ojimiel mirada en los azules ojos de él, esperando una respuesta, que no sabía si llegaría. El ave voló inquieta hasta posarse sobre el alfeizar de la ventana mientras el pelirrojo invocaba su propio patronus, un buey, interesante, pensé al ver al animal de carga, sin embargo el inexperto mago me parecía mucho más decidido que un simple laborante. La inquietud del mago me hizo levantar la vista y sacudí la cabeza. —Es relativamente seguro, pero dudo soporte un ataque, deberíamos ir a otra parte —señalé hacia el joven mudo —pero ¿con él qué hacemos? —a estas alturas ya no sabía si él no era un Caballo de Troya. —He levantado los mejores hechizos que conozco Señor Despard, pero si vamos a un lugar más seguro, creo que será lo mejor —dije comenzando a sentir la inquietud en mi propio ser demoníaco. —Pero vamos atrás, —dije apresurándome y tomando la mano del mago que había llegado con nosotros —no sé quién eres pero te haré arrepentir lo que te quede de vida si nos traicionas —le susurré mientras le arrastraba hacia la que hacía funciones de mi oficina —vamos —le dije al Despard, señalándole la puerta que había en el rincón más alejado de la oficina. —Esta puerta mágica nos llevará a mi departamento en el centro de Londres —dije mientras le hacía unas suaves cosquillas bajo su aldaba y en sirenio le daba la contraseña mágica para ingresar lo que permitió abriera la puerta y empujara al joven desconocido [@@Adrian Wild] para girarme luego a jalar hacia el interior a @@Rory Despard. En mi departamento en Londres, casi en los suburbios al otro lado de la ciudad. Traspasé segundos después la puerta cerrándola tras de mí sin enterarme que un fuego compacto iría minutos después a estrellarse contra el edificio en que estaba mi oficina. Ya en mi departamento había empujado hacia la sala a ambos hombres tras abrir la puerta que hacía juego con la de mi oficina. —Bien, ya estamos aquí, no es el lugar más seguro del mundo, pero desde aquí podemos ir a donde sea, luego que él nos diga quién demonios es y qué está pasando —agregué apuntando una vez más contra el silencioso desconocido. @@Adrian Wild @@Rory Despard
  12. James T. Clifford en Berlín ¿Qué me impulsaba a estar allí? No lo sabía con certeza. La realidad era que había llegado a la puerta de aquel ruidoso local en una de los callejones más oscuros de un Berlín luminoso, un Berlín que gracias a su nuevo Canciller se había enamorado de la magia. De Von Alexandros se decía muchas cosas, menos que tenía mano tierna, excepto quizás, con las mujeres. Los rumores indicaban que aún discreto era capaz de cambiar de amada tan rápido como quien da una mano de póker. Claro que él tenía un interés actual y según muchos estaba preocupado por ese interés. Tierpfleger tenía en aquel bar de época su centro de operaciones. ¿Y por qué al ingresar me encontraba ante un ambiente de la década del veinte del siglo pasado? Según lo había heredado de abuelo y le había prometido mantenerlo tal cual era hacía añares. Las malas lenguas decían que el buen Tierp no le cumpliría una promesa ni a un niño enfermo, que su abuelo había muerto en el siglo XIV por la peste negra y que a Tierp lo había salvado una vieja bruja convirtiéndolo en inmortal. Conclusión, solo sabe Merlín por qué demonios al maldito le gustaba la época entre guerras que mantenía su local con ese ambiente. Me detuve ante la barra y esperé que el barman de camisa rayada y protector de puños me preguntara qué quería. —Sírveme una copa de Jägermeister con una anguila roja —el tipo me miró, dudo unos segundos y tras un “Ja“ se dio la vuelta, lo vi presionar un pequeño botón blanco en la pared y luego tomar una verde botella de la bebida que le había solicitado. Segundos después tenía el vaso frente a mis narices y me acodé en la barra para disfrutarlo. Esa noche había un espectáculo y una rubia que se las daba de Marlene Dietrich entonaba una canción en el escenario. Apenas había podido disfrutar un par de sorbos de mi trago y de la voz de la cantante cuando un tipo casi tan alto como yo pero de espaldas más anchas se me acercó. —El Señor Tierpfleger lo espera en su oficina —me dijo en una no muy clara invitación lejana a la cortesía, se me quedó mirando mientras vaciaba mi vaso y me ponía de pie dejando un billete junto a él en la barra. Ni me había molestado en quitarme el sobretodo que llevaba y lo seguí hasta el piso superior en que estaba esperándome el contrabandista. Cuando mi guía abrió la puerta para dejarme pasar, observé a su casi mellizo que nos había hecho de escolta, les sonreí con un caradurismo total e ingresé al despacho de Tierp. —Así que te decidiste a ayudarnos en la exportación James —fue el saludo del hombre al que cuando me giré para saludar descubrí no estaba solo, ya que un rubio de barba prolijamente recortada le acompañaba, hundido en uno de los sillones del despacho, no tenía pinta de alemán. Sin contestar me pregunté en qué me habría metido.
  13. El tiempo había volado desde Navidad y el intento de secuestro de mi madre. Tanto era así que me sorprendía que hubiera pasado la Gala de San Valentín, mi madre había acudido con mi tío. El Quidditch había sido un evento que había disfrutado secretamente desde las gradas y la visita a los distintos Templos no me había llamado para nada la atención. Había sabido de una cacería pero vamos, ¿qué clase de evento era ese para enamorados y amigos? Mi estadía en el departamento que alquilaba en Londres se había prolongado. El no tener más noticias de mi amigo James me tenía preocupada, por más que observaba el espejo comunicador su rostro no volvía a aparecer. Por ello tome la iniciativa final, quizás mi madre pudiera obtener noticias de él con sus contactos en Alemania. Tomé mi capa de viaje, cerré las ventanas de mi hogar y decidí utilizar la aparición, nadie me vería desaparecer de mi cuarto y cualquier vecino creería que no nos habíamos cruzado al marcharme. Cuando me aparecí frente a la Mansión Lúxure observé su fachada con un suspiro, el viento arremolinó mis cabellos y la capa contra el vestido negro que me había puesto, menos mal que con botas altas porque la primavera todavía no quería dar muestras de que llegaría en el día de mañana. Atravesé el jardín central hacia la puerta de roble que daba ingreso a mi hogar familiar y no pude evitar recordar que allí había conocido a mi tío Danny. Mi ojimiel mirada se dirigió hacia el lugar en que lo había visto por primera vez, claro que sería extraño encontrarlo de nuevo en dicho espacio, como un deja vú. Me reí de mi misma por lo infantil de mi gesto y apresuré los pasos envolviéndome en la capa. Tenía ganas de un chocolate caliente, esperaba que algún elfo me lo preparara, ya que aún no conocía tan bien el lugar.
  14. ID: 80580 Nick (con link a la ficha): Veronica Prince Rambaldi Link a la Bóveda Trastero: Bóveda Trastero Link a la Bóveda de la cual se hará el descuento: Bóveda Link al Premio obtenido (en caso de gala/concurso): --- Fecha: 2021-03-15 Objeto: Aletiómetro Puntos: 160P Precio: 8000G Objeto: Puntos: Precio: Total de puntos: 160 P Total de Galeones: 8000 G Ay pamábu ando perdida, gracias :3 @@Leslie Ashryver PB

Sobre nosotros:

Harrylatino.org es una comunidad de fans del mundo mágico creado por JK Rowling, amantes de la fantasía y del rol. Nuestros inicios se remontan al año 2001 y nuestros más de 40.000 usuarios pertenecen a todos los países de habla hispana.

Nos gustan los mundos de fantasía y somos apasionados del rol, por lo que, si alguna vez quisiste vivir y sentirte como un mago, éste es tu lugar.

¡Vive la Magia!

×
×
  • Crear nuevo...

Información importante

We have placed cookies on your device to help make this website better. You can adjust your cookie settings, otherwise we'll assume you're okay to continue. Al continuar navegando aceptas nuestros Términos de uso, Normas y Política de privacidad.