Jump to content
Foros de HarryLatino

Planta Baja: Trastienda


Publicaciones recomendadas

http://i1102.photobucket.com/albums/g453/CissyMacnair/magicmall3-1.png




Magic Mall abre hoy sus puertas a la comunidad mágica. Atrás quedan los siete años que han durado las obras del impresionante Mall en el que no se han escatimado recursos financieros ni encantamientos mágicos. La nueva tienda gestionada por el Concilio de Mercaderes es un impresionante centro comercial dotado de los más novedosos hechizos de protección y con varios encantamientos de muy reciente invención.

Sorprende la extraña combinación de lo clásico y lo moderno, desde el mismo momento en que la vista se fija en el escaparate situado frente a Gringotts en el Callejón Diagón. La vidriera, que se recorta con un artesonado gótico en madera de nogal, cambia levemente su tonalidad tintando los cristales de diferentes colores a medida que avanza el día. En el aparador del escaparate, los productos que se exhiben se van alternando cada pocos minutos a través de una novedosa aplicación del encantamiento convocador recién descubierta.

La puerta de la tienda es de bronce bruñido y su picaporte de una curiosa plata que resulta cálida al tacto y tiene forma de flor de lis. Nada más entrar, uno encuentra un amplio pasillo con pequeños ventanales de estilo gótico a un lado del mismo, adornados con gruesos cortinajes de terciopelo, cuya púrpura tonalidad hace juego con las alfombras que cubren el suelo. En la otra pared, diversas placas conmemorativas y cuadros recuerdan la larga historia de la institución. Junto a los retratos del Ministro y de la Viceministra de Magia, situados en un lugar central del pasillo, descansa una placa conmemorativa en la que puede leerse en letras doradas:

http://i1102.photobucket.com/albums/g453/CissyMacnair/magicmallxd.png





Casi al final del pasillo de entrada, llama nuestra atención un cuadro que representa un castillo bañado en la sangre de miles de doncellas, justo enfrente del extraño retrato de un mago vestido con traje de época junto a un marino muggle con aspecto de fiero corsario, tan inmóvil en el marco como el resto del paisaje que rodea al mago.

Al final del pasillo, uno cae en la cuenta de la imponente verja de hierro que cierra el paso al Hall del Magic Mall. Desde allí, uno puede contemplar, a través de la verja, la inmensidad del centro comercial, si bien, es precisamente en ese momento, cuando uno se percata de la verdadera funcionalidad del largo pasillo que acaba de recorrer. Si los encantamientos del lugar no han detectado ningún objeto o sustancia peligrosa, la gran verja de hierro, que sólo deja pasar a una persona a la vez, se abre dividiendo un gran murciélago con las alas extendidas, por la mitad. Si, por el contrario, el pasillo detecta una amenaza de cualquier tipo, las puertas permanecen cerradas y una gran urna de cristal magnético inmoviliza al sujeto hasta que llegan los servicios de seguridad del Ministerio de Magia.

Nadie puede entrar al Magic Mall sin haber atravesado el pasillo y existe un lugar similar, de proporciones más grandes, para la entrada a los almacenes que guardan los productos de la tienda. Ni siquiera los miembros del Concilio de Mercaderes o del Wizengamot pueden saltarse esta medida de seguridad. Únicamente existen tres salvoconductos mágicos que permiten aparecerse directamente en el Magic Mall. Dos ellos están en poder del Ministro y de la Viceministra de Magia. El tercero se guarda en una caja fuerte, para casos de emergencia en los que las fuerzas de seguridad ministeriales tuvieran que actuar con celeridad.

Ya en el interior del Hall, destacan unas fabulosas escaleras mágicas, construidas en piedra, que permiten el acceso a las plantas superiores. Los escalones van apareciéndose a medida que el mago asciende por ellos y se paran justo en el lugar deseado.

Todos los empleados del Magic Mall llevan túnicas azules con las iniciales CM bordadas en la pechera con hilos de plata. Algunos de ellos, lucen franjas doradas en la túnica, indicando una superior categoría en la plantilla del Magic Mall.

Sobre una gran estrella de cinco puntas se alza el mostrador de recepción, todo él de un metal reluciente en tonos plateados, en cuyo frente se dibujan representaciones góticas esculpidas sobre el propio metal. La imagen central es una gran daga en forma de cruz con la parte superior redondeada, formando una elipse alargada.

Una gran cúpula de cristal, sostenida por enormes columnatas, también de estilo gótico, filtra al interior la luz natural. En todo el recinto del Mall, el aire está impregnado de diversas esencias que varían en función de la sección en la que uno se encuentra.

A un lado de la planta baja, se sitúa la trastienda, lugar reservado para la sección de criaturas y, al otro lado, junto a las escaleras que suben a las plantas superiores, se encuentran varios restaurantes con las decoraciones más variadas. Uno puede sentarse a comer en cualquier ambiente, ya sea el de un salón de estilo imperial chino o el de una jaima bereber, pasando por decoraciones más clásicas y selectas que emulan los comedores de castillos y palacios y sin olvidarse de los pequeños puestos que imitan esos fast food muggles que empiezan a hacer furor también entre los magos.

Subiendo por las escaleras, se llega a una sobre planta en la que se puede contemplar el Hall desde arriba a través de un mirador de arcos apuntados. Más arriba, nos encontramos con la primera planta, en donde se encuentra la sección de objetos mágicos y, si seguimos subiendo, accederemos a la sección de pociones, en la segunda planta o a la oficina del Concilio de Mercaderes, en la tercera. La tienda tiene también una sección para objetos más peligrosos, si bien se encuentra en el subsuelo y se necesita una autorización especial del Concilio para acceder a la misma.

Sin lugar a dudas, Magic Mall es un lugar digno de visitar, además de un centro comercial con una increíble y variada oferta de todo tipo de objetos, criaturas y pociones.

Reportaje de El Profeta con motivo de la Inauguración del Magic Mall




Trastienda: Criaturas Mágicas

 

Si se cruzase el gran marco que lleva a la zona trasera de la tienda lo primero que uno pensaría es que se encuentra en medio de la selva. Cada pequeño rincón se encontraba ambientado de tal forma que se adaptaba perfectamente a las necesidades de sus habitantes: las criaturas.

Era una especie de jungla artificial, pero extrañamente dividida en dos secciones, pues aunque la gente no lo viera a simple vista, una barrera invisible dividía a las criaturas mágicas de las muggles. Y dentro de cada sección, había dos sub-secciones, puesto que en un lado estaban las más salvajes y en el otro las más tranquilas. Era enorme el complejo.

Con lo primero que uno se encontraba era con la sección de criaturas muggles que no suponían grave peligro para las personas. Había varios gatos enjaulados, al igual que cachorros caninos. Algunos caballos pura sangre estaban al fondo, en un establo artificial creado para ellos, y un poco más allá, se encontraban algunos bisontes y otras criaturas similares. Monos y jirafas se peleaban los árboles, los monos para jugar en ellos y las jirafas para comer sus hojas. Había un sinfín de criaturas en esa sección.

Al lado, estaba algo más parecido a la sabana africana... leones, tigres y hasta elefantes! animales que suponían peligro extremo para los muggles indefensos estaban en esa jaula. Provocaban un gran alboroto los gorilas que trepaban unos gigantescos árboles frutales, seguramente estaban enojados por el cautiverio y las personas que no le quitaban los ojos de encima, hacían golpear sus puños contra sus pechos y lanzaban algunos bananos contra la cabeza de los rinocerontes que estaban abajo dormidos.

Si seguías mirando el lugar, pasabas a la siguiente gran ambientación en donde estaban las criaturas mágicas no peligrosas.

Del lado derecho se podía ver una serie de árboles de interior que medían casi cincuenta metros de altura y daban la sensación de ser parte de un inmenso bosque. En los pies de estos, una pequeña manada de Bowtruckles se movían suavemente entre las ramitas del suelo camuflándose entre ellos. Sobre estos, dos clabberts se mecían perezosamente de una rama a otra con movimientos entre rana y mono. En ese momento se escucharon ladridos, y tres Crup pasaron corriendo persiguiendo unos Kneazles entre los magos que miraban el vivo color de los Clabberts.

Avanzando por la gran exhibición de venta de las criaturas, se podían ver algunos Demiguise cuando no había magos cerca. De lo contrario, su pelaje blancuzco se movía suavemente y en el instante estos desaparecían. Claramente, la invisibilidad era algo natural en ellos, aunque se notaba que los más pequeños tenían dificultad en lograr desaparecer del todo.

Aquel lugar estaba protegido con todo tipo de encantamiento para cada uno de las criaturas. Algunas tenían más, y otros menos, dependiendo de cada uno. Por ejemplo, a los Fénixs y los Diricawl se les había hecho un encantamiento anti-aparición creado especialmente para ellos porque los encantamientos corrientes no funcionaban con ellos. Ya el ministerio había perdido tres ejemplares de cada uno intentando probar un encantamiento que impidiera que desaparecieran.

A las Hadas, los Duendecillos, Imps y Doxys, se les había dado zonas en los árboles especialmente para ellos, pero delimitando cada sector porque sino los Duendecillos comenzaban a destruir las casas coloridas de las Hadas, y estas, para vengarse, comenzaban a destruir todos los nidos que encontraban.

Había también Escarbatos, Fwoopers, Billiwig, cada uno protegido especialmente para no crear daño, pero que aún así cada mago pudiera ver sus habilidades. Los Gnomos corrían entre las personas a veces escapándose de los Crups, y otras veces persiguiendo algún Gusamoco que se había escapado de su jaula.

A un lado del artificial bosque había un gran lago que, con sus encantamientos necesarios para poder meterlo dentro de la tienda, contenía Grindylows, Hipocampos, y algún que otro Kappa con correa; al lado de estos fuera del lago, había una gran fuente con pepinos dentro y una pluma por si alguno intentaba comerse algún mago. Más al fondo había algunos Kelpies los cuales cambiaban de forma cada día.

Los sectores más protegidos se encontraban al fondo. En aquel sector había menos árboles y planicies de arena que se extendían hasta el fondo. Una docena de magos capacitados se situaban en la zona más cercana encargados de mantener a raya lo que había del otro lado. Del lado izquierdo, dos dragones; un gran Bola de Fuego chino adormecido al lado de un Galés Verde el cual se encontraba acostado. Cada uno era inmenso, parecían una casa enorme que echaba humo por la chimenea. En una jaula, una enorme serpiente se enroscaba delicadamente alrededor de un inmenso olmo que parecía quedarle chico. Sus ojos se encontraban cubiertos por una placa negra que impedía su visión.

Algunas arañas pequeñas del tamaño de mesas (bueno, no tan pequeñas) correteaban de un lado a otro persiguiendo la presa que se les había obsequiado ese día; una débil e indefensa oveja que intentaba salvarse. También había una Esfinge que hablaba sola y hasta un Nundu que se paseaba con movimientos felinos dignos de un gran leopardo el cual tenía un encantamiento casco-burbuja para que su aliento no llegara a nadie.

El recorrido completo de aquel magizoológico duraría al menos tres horas, o seis si se realizaba con detenimiento. En la entrada de aquella trastienda se encontraba el sector de cajas, donde también había un grupo de magos que se encargaban de controlar a los magos ingresantes y tomarles los datos, principalmente su rango social.


Encargado de planta: Byron Ravenclaw

Brenson Smith (ayudante)*
Edna Moolier (ayudante)*




*Brenson y Edna son personajes inventados por el Concilio, por lo tanto, serán manejados por los mismos y podrán ser manejados por el comprador sólo para efectos de entrega y recepción de ficha, más no para ventas, a menos que así lo rolee un miembro del Concilio. Esta norma se ajusta a todos los personajes inventados que correspondan a las diferentes plantas.

---------------------------

 


El límite de fichas por posteo será de 1

  • 1 posteo = 1 ficha = 1 producto
  • Solo se puede comprar una (1) unidad por cada producto.

Planilla de compras
Importante: No poner formatos en la ficha de compra al postearla.

 

ID: (no es necesario el link al perfil)
Nick: con link a la ficha
Bóveda: con link a la bóveda
Fecha: dd-mm-aaaa (del día que se realizó la venta)


Nombre del producto:
Objetos, Criatura o Poción: (colocar B, C o P respectivamente)
Catalogación: (colocar cantidad de A, X o P respectivamente)
Puntos por unidad:
Cantidad de unidades:
Precio por unidad:

Precio total:
Total de Puntos:


Si es una criatura para personaje, colocar el Rango Social del comprador: (Aprendiz, Unicornio de Bronce, Unicornio de Plata, Unicornio de Oro, Dragón de Oro, Orden de Merlín)

En caso de ser criatura, objeto o poción para familia o negocio: Colocar el link al registro de dicha familia o negocio.


Para más información, leer Funcionamiento de la Tienda

http://i.imgur.com/LmUrWqM.jpg


Que Dios se apiade de mis enemigos, porque yo no lo haré...


Enlace al mensaje
Compartir en otros sitios web
  • 2 semanas más tarde...
  • Respuestas 909
  • Created
  • Last Reply

Top Posters In This Topic

Top Posters In This Topic

Popular Posts

~Leah Atkins           — A dónde tú quieras...   Se dejó llevar por Ashley desde la planta baja hasta la trastienda, mirándola sin distraerse a medida que iban avanzando por su camino. ¿Cómo e

Dentro de todo Leah ya no se veía tan mal y de cierta manera la bestia estaba medio controlada. El asunto que les quedaba era meterla a la jaula y a ellas dos se les complicaría muchísimo. Caroline no

— Sí, quiero algo más y tú me acompañarás.   La rubia tomó la mano de su hermana con delicadeza y la levantó de su asiento, allí en la primer planta donde había realizado las compras de objetos. Du

Los pasos presurosos del mago resonaban en eco a través del recinto principal de la planta baja del Magic Mall. Extrañado, comprobó que no había nadie más allí; cómo si todo el mundo hubiese pasado por alto la noticia de que, finalmente, las ventas de criaturas mágicas se abría oficialmente aquél día en el imponente centro comercial. Pero tampoco era que le molestase dado que, después de todo, sería el primer comprador oficial de aquél lugar… ¿Qué mejor que aquello? Podrían darle una pequeña placa de reconocimiento y todo; rió ante la idea internamente.

 

Atravesó el salón hasta atravesar el gran arco de la planta baja, adentrándose a un espectác*** visual que le quito el aliento de la boca por unos segundos. La maravilla se la magia se hacía presente en cada detalle. Allí mismo, dentro del edificio, se encontraba una jungla de arboles, mostradores y animales mágicos que rondaban por el salón. Sin duda alguna habían logrado un lugar encantado, lleno de variedades de criaturas diversas las cuales el Rider no pudo reconocer por completo. Estaba estupefacto, felicitaría con mucho ahínco al vendedor luego de hacer la compra.

 

- Hola, ¿Hay alguien aquí que pueda atenderme? –inquirió en voz alta, adentrándose un poco más por uno de los senderos. A un costado pudo ver un grupo de Horklumps que crecían alrededor de unos abetos. Quería un par de ellos, por lo que sacó una de las fichas que había robado de mostrador de la entrada y anotó diligente la información en ella. Aprovechó y recordó las otras criaturas que había venido a comprar… Micropuffs para regalo, algunos Gusamoco, un joberknoll y un Grindyllow mientras esperaba a ser atendido por alguno de los trabajadores del lugar.

 

 

----

 

OFF:

 

Fichas para los objetos que voy a comprar:

 

ID: 27094

Nick: Russell Rider

Fecha: 2011-03-03

 

Nombre del producto: Gusamoco

Objetos, Criatura o Poción: C

Catalogación: X

Puntos por unidad: 10

Cantidad de unidades: 3

Precio por unidad: 80

 

Precio total: 240

Total de Puntos: 30

 

ID: 27094

Nick: Russell Rider

Fecha: 2011-03-03

 

Nombre del producto: Horklump

Objetos, Criatura o Poción: C

Catalogación: X

Puntos por unidad: 10

Cantidad de unidades: 2

Precio por unidad: 150

 

Precio total: 300

Total de Puntos: 20

Editado por Russell Rider

http://i31.tinypic.com/2w57sko.gif


http://i.imgur.com/Ib8Fv.png


Enlace al mensaje
Compartir en otros sitios web

- Espero que no me tarde mucho...

 

Murmuraba mientras entraba al edificio del Magic Mall dirigiéndome a la planta baja para poder hacer el pago de las criaturas mágicas que necesitaba. Obviamente quería hacerle algún regalo a mi querida esposa y a mi niña Bodrik pero a veces, era demasiado difícil saber sus gustos.

 

Miré con asombro el lugar mientras observaba como algunas criaturas caminaban libremente por ahí. Era de esperarse que la construcción, ambientación y decoración fuesen de tal nivel ya que, en efecto, detrás de todo esto estaba un grandioso grupo de magos que lo habían preparado todo con cuidadoso detalle.

 

Alcancé a ver al guapo Russell (xD), mi amigo de la Orden, que se encontraba en el mostrador haciendo su pedido; quería acercarme a saludarlo pero preferí esperarme un momento a que terminara de realizar sus compras, no quería ser entrometido. Mientras tanto me acerqué a otro de los empleados para que me atendiera.

 

- Buen día, quisiera hacer la solicitud de compra de varias criaturas.

 

Sonreí con gusto mientras esperaba que me dijeran el método que tenía que hacer para ello, seguro era rellenar algo, como en todo, asi que esperé a que me dieran las formas.

SfuMfvY.gif7h7ZSBT.gif80NOUjM.gif


p7PNraO.png


kbJcSlc.gifGyhyROf.gifxdFxo1G.gif


Enlace al mensaje
Compartir en otros sitios web

El día esperado por el tempestad había llegado, sus pies comenzaron a moverse apresuradamente luego de su aparición en el callejón Diagón. En su diestra se encontraba firmemente sujeta su varita mágica -Saúco y pelo de Grim- un par de guantes negros cubrían sus pálidas manos.

 

Finalmente sus orbes vislumbraron lo que lo lo habían traído a aquel lugar. La tienda ministerial finalmente había abierto para el público y el Tempestad buscaba comprar algunos animales que le agradaban. Sus pisadas resonaban en aquel estrecho y concurrido callejón, la puerta del Magic Mall estaba finalmente entre sus dedos, la empujó e ingresó a aquel atestado lugar.

 

El Black observó por segunda vez aquel lugar, la velocidad de sus pasos se redujeron se encontraba cerca de la trastienda, que era el primer lugar que decidió visitar; ahí era donde las criaturas mágicas podían ser adquiridas.

 

-Muy buenas tardes- dijo Bastian cuando observó al encargado de la zona de bestias. En aquel momento sus pupilas se dilataron, la parte infante de el Black lo dominaron y sus ojos así lo demostraban. Las criaturas mágicas eran sus debilidad, su pasión. -Deseo comprar unos cuantos animales

 

Sus ojos no dejaban de moverse, se dirigían de una jaula a otra. Varios animales lo quedaban mirando al igual que el lo hacía con estos. Su varita se movía nerviosa en su diestra, e hizo algo impensable para los que lo conocían, guardó su arma en el bolsillo.

 

OFF:

 

ID: 102763

Nick: Bastian Black Haughton

Fecha: 2011-03-03 (del día que se realizó la venta)

 

Nombre del producto: Aethonan

Objetos, Criatura o Poción: C

Catalogación: XX

Puntos por unidad: 20 puntos

Cantidad de unidades: 2 (una hembra y un macho)

Precio por unidad: 910 G

 

Precio total: 1820 G

Total de Puntos: 40 puntos

 

Si es una criatura para personaje, colocar el Rango Social del comprador: Unicornio de Plata

 

ID: 102763

Nick: Bastian Black Haughton

Fecha: 2011-03-03 (del día que se realizó la venta)

 

Nombre del producto: Augurey

Objetos, Criatura o Poción: C

Catalogación: XX

Puntos por unidad: 20 puntos

Cantidad de unidades: 2 (una hembra y un macho)

Precio por unidad: 630 G

 

Precio total: 630 G

Total de Puntos: 20 puntos

 

Si es una criatura para personaje, colocar el Rango Social del comprador: Unicornio de Plata

NHCeJlw.png

lzcZQVo.png

f5DcgjA.gifXuR0HEb.gifGPQsszk.gif

Enlace al mensaje
Compartir en otros sitios web

Felias había estado toda la mañana en el Magic Mall más precisamente en la Trastienda, para finiquitar todos los temas que tenían que ver con la protección de animales. Ese día se abriría la venta de las Criaturas y no quería que nada estuviera mal. Por suerte, pudo terminar los últimos encantamientos de protección de las Acromántulas y Dragones de formas exitosa para que nada saliera mal.

 

Horas después, cuando se dio a conocer el contenido del Magic Mall, los clientes no tardaron en ingresar a la zona. El primer mago resultó ser nada menos que el conocido Russell Rider, el ex reportero que había intentado desenmascarar a los Slytherin por la portación de Basiliscos ilegales, como si pudiera comprobarlo. Por suerte, la única vez que a Felias se le escapó uno solo ocasionó la petrificación de su guardiana Leshia sin llevarse la muerte de nadie.

 

-Buenos días, señor Rider- le saludó Felias acercándose a él.

 

No pudo evitar recordar aquella mirada sospechosa cuando El Profeta le habia enviado; y pensar que sabía era su sobrino mas había rencores que no se podían subsanar. Leyó el pedido de la compra del joven y suspiró de forma lastimera.

 

-Es una lástima que se lo comunique señor Rider (sisi, aquí eres señor Rider, nada de sobrino) pero tenemos permitido vender un máximo de 4 criaturas diarias. Usted está realizando un pedido de 9 criaturas, algo que será totalmente imposible. Tenemos dos opciones; que elija cuales 4 mascotas desea llevarse, o que hoy page una parte y mañana se lleve otra parte. ¿Qué me dice?-

 

Sabía obviamente que no sería de su agrado, pero para algo estaban las reglas. Aún no contaban con la cantidad de ejemplares deseados como para tener una venta exitosa y por dicho motivo debían cuidarse con el límite de stock.

 

En ese momento entró otro mago, a quien Felias conocía de la academia (no solo porque él había tomado su clase de Pociones, sino porque el mismo Adriano había sido su profesor en la Academia) y pidió ser atendido. Felias solo elevó su mano haciendo ademán de espera. Detrás del Snape, se encontraba Jocker quien terminaba de colocar unos encantamientos y venía a ayudar con el despacho de criaturas.

 

-Señor Rider, espero su decisión…-

 

Enlace al mensaje
Compartir en otros sitios web

Alcancé a ver un Micropuff y pensé que sería bueno comprar un par para Cye y mi niña Bodrik, al final de cuentas eran el tipo de criaturas que les agradarían. El valor era bajo por lo que no me preocupé en comprarlas y registrarlas a mi nombre por si algo les pasaba ser yo quien respondiera por esas pequeñas criaturitas.

 

Alcancé a ver a Felias saludándome, al parecer, desde lejos mientras hablaba con mi amigo Russell; le respondí el saludo y continué viendo las criaturas que se encontraban ahí y pensando en cual podría adquirir para la familia o para mi propia persona.

 

Incluso podía conseguir un par de Aethonan para mi mujer y para mi registrados en nombre de la Hacienda Tonks apra que podamos usarlos en nuestros viajes de fin de semana y días de descanso, además si tienen crías podríamos ayudar a que nunca se extingan.

 

Me sorprendió no ver el apartado de hipogrifos pero estaba bien, por el momento no haría gran alarde de eso pero necesitaba hacer los movimientos necesarios para que Pantunfla se pudiera quedar en casa.

SfuMfvY.gif7h7ZSBT.gif80NOUjM.gif


p7PNraO.png


kbJcSlc.gifGyhyROf.gifxdFxo1G.gif


Enlace al mensaje
Compartir en otros sitios web

-- Creo que necesitas un poco de ayuda-- dijo el ojimiel a Felias que estaba atendiendo a Russell y a Ishaya al mismo tiempo.

 

El patriarca de los Black Lestrange había decidido pasar por la trastienda sólo para asegurarse de si podía ayudar en algo, puesto que las criaturas que él deseaba adquirir aún no estaban en venta y probablemente tardarían en llegar al stock.

 

Justo en el momento en que el ojimiel se disponía a terminar de encantar algunas jaulas y cajas vio a Bastián acercárse al mesón de atención para solicitar algunas de las criaturas.

 

-Muy buenas tardes. Deseo comprar unos cuantos animales-- dijo a modo de saludo.

 

El Mago Oscuro asintió con la cabeza y le pasó unos cuantos formularios que su compañero no tardó en llenar, mientras él accionaba una vuela pluma que comenzó a volar como loca preparándose para escribir lo necesario.

 

--¿2 Aethonan y 2 Augurey?-- preguntó para estar 100% seguro de la compra que Bastián quería hacer-- Siento decirle que sólo podrá llevarse los Augurey, que los Aethoran aún no están listos para ser vendidos.

 

Jocker le devolvió el formulario a Bastián y con una mirada de reproche indicó un lugar.

 

-- De todas maneras tiene un error en el precio, porque pide 2 y sólo cobra una...

 

El ojimiel esperó a que su compañero mortífago le indicara qué era lo correcto para así poder continuar con la venta.

Editado por Jocker Black Lestrange

אהבה מושלמת באה במהירות, וכל השקרים צורחים מושתקים


DQn80iG.gif


9dFDuOU.gif


Enlace al mensaje
Compartir en otros sitios web

Justo después de pasar por la primera planta se le ocurrió que quizá era el tiempo para comprar alguna mascota para su pequeña hija de seis meses de edad, la pequeña era tan inteligente que se comportaba como una niña de un año inclusive, quizá aquello se debía a que la niña era mitad vampiro y los vampiros tenían el cien por ciento del cerebro en uso durante toda su vida. Desde pequeños hasta adultos.

 

Cuando se enteró que habían micropuffs aquello la alegró, eran la mascota perfecta para una niña pequeña y para ella también. Seguramente ahora que disponía con tiempo de sobra se podía dar el lujo de comprar una que otra criaturita, pero empezaría por uno o dos micropuffs.

 

Se acercó al encargado de las ventas, ataviada en un hermoso vestido de color rojo que encajaba perfectamente con su aspecto vampírico natural, y aclaró la garganta para llamar su atención. Cuando por fin la tuvo sonrió mostrando la perfecta hilera de dientes, entre ellos resaltaban un par de colmillos afilados y finos, y comenzó a hablar con aquella fluída voz de campanillas.

 

-Buen día -murmuró sonriéndole encantadoramente- me apetece comprar un par de criaturas.

 

Sus ojos estaban posados especialmente sobre un par de micropuffs, que debían ser de ella a la mayor brevedad posible, el dinero no era impedimento ya que contaba con el suficiente para darse ese lujo.

 

__

 

ID: 109863

Nick: Karla Evans Crouchs

Fecha: 2011-03-03

 

Nombre del producto:

Micropuff.

~Azul celeste.

~Naranja.

Objetos, Criatura o Poción: C

Catalogación: A

Puntos por unidad: 10.

Cantidad de unidades: 2

Precio por unidad: 200 G.

 

Precio total: 400 G.

Total de Puntos: 20.

 

Si es una criatura para personaje, colocar el Rango Social del comprador: Unicornio de Bronce.

http://i50.tinypic.com/34rasg2.png


~ I will take what is mine, with fire and blood.


Enlace al mensaje
Compartir en otros sitios web

Sonreí mientras leía aquel reportaje de El Profeta con motivo de la inauguración de la tan esperada tienda mágica. Al fin podría volver a tener una mascota, y mientras no pudiera tener un dragón sería feliz con un pequeño animal muggle.

 

Me adelante a todas las tiendas hasta llegar al famoso Magic Hall. En aquél lugar caminé hacia la trastienda mientas buscaba a algún trabajador con su distintiva capa azul.

Me asomé a aquella especie de zoológico muggle que había hasta localizar lo que quería, entonces fui en busca del encargado.

 

-Disculpe...Buenas tardes-saludé para que me prestara atención-Me gustaría comprar aquél lobato-el vendedor me dio una extraña mirada y sonreí-Aquél lobo de cinco meses- me expliqué mejor.

 

No sabía muy bien cuánto me costaría pero no me importaba, ya que sabía que podría pagar el precio del animal.

 

***********

 

ID: 49232

Nick: Rikatra

Fecha: 2011-03-03

 

Nombre del producto: lobato de 5 meses

Objetos, Criatura o Poción: C

Catalogación: X

Puntos por unidad: 10

Cantidad de unidades: 1

Precio por unidad: Entre 50 y 500 Galeones

 

Precio total: Entre 50 y 500Galeones

Total de Puntos: 10

 

Si es una criatura para personaje, colocar el Rango Social del comprador: Unicornio de Bronce

 

Enlace al mensaje
Compartir en otros sitios web

Vi a uno de los ayudantes de Felias acercarse y lo reconocí de inmediato: era mi antiguo compañero de la Academia Jocker. Caminé hacia él al ver que acabaría pronto con el mago al que atendía, Bastián, y esperé a que pudiera atenderme.

 

- Buenas tardes, ¿me podría dar unos formularios?

 

Le sonreí amablemente y tomé e su mano los papeles que me daba para poder llenarlos. En seguida comencé a escribir las criaturas que deseaba comprar esperando que no fuese mucho gasto para la familia ya que la mayoría se iría a la Hacienda o al menos los animales grandes.

 

ID: 34525

Nick: Ishaya

Bóveda: No. 78207

Fecha: 2011-03-03

 

 

Nombre del producto: Aethonan

Objetos, Criatura o Poción: C

Catalogación: XX

Puntos por unidad: 20 pts

Cantidad de unidades: 2, hembra y macho.

Precio por unidad: 910 G

 

Precio total: 1820 G

Total de Puntos: 40 pts

 

Si es una criatura para personaje, colocar el Rango Social del comprador: ---

 

En caso de ser criatura, objeto o poción para familia o negocio: Familia Tonks

 

 

ID: 34525

Nick: Ishaya

Bóveda: No. 78207

Fecha: 2011-03-03

 

 

Nombre del producto: Micropuff

Objetos, Criatura o Poción: C

Catalogación: X

Puntos por unidad: 10 pts

Cantidad de unidades: 2, hembras.

Precio por unidad: 200 G

 

Precio total: 400 G

Total de Puntos: 20 pts

 

Si es una criatura para personaje, colocar el Rango Social del comprador: Unicornio de Plata

 

En caso de ser criatura, objeto o poción para familia o negocio: ---

 

Terminé de rellenar las formas y comprobé que no hubiera ningún error. Al final de la compra me encantaría poder llevarme a los micropúff para que el regalo fuese ese mismo día a mis dos mujeres hermosas pero tendría que esperar a lo que me dijera el Sr. Black Lestrange.

 

- Aquí tiene.

SfuMfvY.gif7h7ZSBT.gif80NOUjM.gif


p7PNraO.png


kbJcSlc.gifGyhyROf.gifxdFxo1G.gif


Enlace al mensaje
Compartir en otros sitios web
Guest
Esta discusión está cerrada a nuevas respuestas.

Sobre nosotros:

Harrylatino.org es una comunidad de fans del mundo mágico creado por JK Rowling, amantes de la fantasía y del rol. Nuestros inicios se remontan al año 2001 y nuestros más de 40.000 usuarios pertenecen a todos los países de habla hispana.

Nos gustan los mundos de fantasía y somos apasionados del rol, por lo que, si alguna vez quisiste vivir y sentirte como un mago, éste es tu lugar.

¡Vive la Magia!

×
×
  • Crear nuevo...

Información importante

We have placed cookies on your device to help make this website better. You can adjust your cookie settings, otherwise we'll assume you're okay to continue. Al continuar navegando aceptas nuestros Términos de uso, Normas y Política de privacidad.